Un joven cubano cuya imagen recorrió el mundo durante las protestas del 11J huyó a República Dominicana

El influencer conocido como El Kende de Cayo Hueso actualmente se encuentra indocumentado.

El influencer cubano El Kende de Cayo Hueso es detenido durante las protestas del 11J en La Habana. REUTERS

El influencer cubano Kevin Castañeda, un joven que ocupó portadas internacionales por una imagen de Reuters durante las protestas antigubernamentales del 11J en La Habana, huyó de Cuba por el acoso de la Seguridad del Estado contra él y su familia y actualmente se encuentra indocumentado en República Dominicana.

Durante una entrevista en el programa de YouTube Más allá de las redes, del periodista dominicano Vladimir Jáquez, Castañeda, de 18 años y más conocido como El Kende de Cayo Hueso, contó cómo salió de Cuba vía Haití, hasta llegar de manera irregular a República Dominicana 

Castañeda —con más de 200.000 seguidores en su cuenta en Instagram— explicó que desde que fue detenido el 11 de julio por participar en las protestas de la capital cubana, y después liberado tras permanecer preso cinco días, tenía que presentarse mensualmente en una unidad de la Policía donde le exigían que firmara un papel en el que aparecía como integrante de la oposición en Cuba.

El joven aseguró que él nunca firmó porque no era cierto lo que planteaban los documentos.

«Antes del 11 de julio yo nunca había estado vinculado a nada de la política. Al yo firmar un papel estaba declarando que lo que decía en ese papel era verdad, que yo era un opositor, que yo tiré piedra, barbaridades que inventan ellos», declaró.

Según El Kende Cayo Hueso, durante los interrogatorios a los que tuvo que acudir le propusieron colaborar con la Seguridad del Estado, pero también se negó. Tras esta negativa, relató que lo citaron para que fuera a cumplir el Servicio Militar General (SMG), obligatorio para todos los jóvenes mayores de 18 años en Cuba.

Entonces decidió salir del país, con la ayuda de una persona que lo llevó hasta Haití y luego fue trasladado para que cruzara la frontera hasta llegar a Santo Domingo. Allí permanece desde hace cinco meses, pero sin ningún estatus migratorio legal en ese país.

«No salgo a la calle, no conozco a nadie porque vivo con ese miedo de que salga por ahí y me cojan indocumentado. Desde que vine aquí, vine con el pensamiento de ponerme a trabajar. Me siento con mucho potencial, yo hago reír a las personas porque me gusta y porque sé que tengo esa gracia y esa chispa para eso. Todo lo que yo logre, lo quiero hacer por mi mamá. Yo quiero que esté a mi lado. No quiero estar solo, tengo 18 años y me ha tocado estar lejos de ella», dijo a lo largo de la entrevista.

De acuerdo al testimonio del joven cubano, su madre sigue siendo blanco de presiones de la Seguridad del Estado, que le dice que «su hijo más nunca puede regresar» a Cuba.

En el programa, Castañeda recordó, además, cuando estuvo detenido y preso en Cuba en junio de 2020 por presuntamente grabar un video con otras 30 personas en una azotea en plena pandemia de coronavirus. Con respecto a este incidente, volvió agradecer el apoyo que recibió por varios artistas cubanos que protestaron en sus redes sociales por su detención.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%