Al día con Florencia, Cuba y el Mundo

Ser o no ser “mercenario”: Carolina Barrero confronta el mal uso del término en Cuba

“Un mercenario es un una persona con experiencia militar que lucha o participa en un conflicto bélico por su beneficio económico sin que medien convicciones ni consideraciones sobre las razones y principios de las partes involucradas”

Carolina Barrero argumenta que los activistas cubanos no son mercenarios (Carolina Barrero Facebook)

La historiadora de arte y activista cubana Carolina Barrero reflexionó esta tarde en su cuenta en Facebook sobre el significado de la palabra “mercenario”, para evidenciar cómo el gobierno cubano y sus fuerzas represivas le han imputado erróneamente este calificativo a los defensores de los derechos humanos dentro y fuera del país.

“Un mercenario es un una persona con experiencia militar que lucha o participa en un conflicto bélico por su beneficio económico sin que medien convicciones ni consideraciones sobre las razones y principios de las partes involucradas”, esclareció Barrero.

Tomando en cuenta la definición del término, los opositores cubanos no son mercenarios, toda vez que, primeramente, no están librando un conflicto bélico.

Adicional a esto, recalcó que no reciben financiamiento para expresar sus ideas, y tampoco están levantando su voz sin tener convicciones propias, todo lo contrario, están ejerciendo su derecho a manifestar sus ideas, aspiraciones y certezas.

La artista resaltó que es un derecho, y más aún un deber de los jóvenes, levantarse y oponerse a todo lo que haga daño a la ciudadanía, para juntos “construir un país mejor”.

Los activistas cubanos son reiteradamente llamados “mercenarios” en el discurso oficial de las autoridades en la isla, difundiendo este tipo de difamaciones por medio de la prensa oficialista. Cualquiera que piense diferente, que exija algún cambio, que emita una crítica, es rápidamente acusado, sin pruebas, de recibir financiamiento del “enemigo” para “subvertir” el orden en la isla.

Y aunque ya muchos cubanos conocen y rechazan esa estrategia gastada y difamatoria, todavía otros tantos la siguen usando al interior del país, en defensa de intereses y conveniencias sociales y económicas muy personales. Pero también porque aún hay personas manipuladas, que solo tienen acceso a una versión distorsionada de los hechos.

Por lo tanto, los activistas no son atacados solamente por medio de la prensa oficialista y las fuerzas policiales, sino también en sus redes sociales, precisamente por personas a quienes se les orienta este tipo de acciones acosadoras en internet.

“En un comentario reciente a una de mis publicaciones, alguien ha vuelto a llamarnos mercenarios. Agradezco este comentario, me sirve para explicar el uso errado de la palabra en el argumentario sordo y gastado de quienes persisten en no escuchar a la ciudadanía”, indicó Barrero.

La artistas reflexionó además sobre las consecuencias personales y profesionales que sufren todos los que manifiestan un pensamiento diferente en Cuba. Partiendo de la certeza de que nadie quiere ser despedido y quedarse sin sustento económico, ni ser apresado, ni ser objeto de difamación pública, Barrero defendió que los activistas cubanos tienen convicciones tan firmes y sinceras, que luchan por una patria libre a un altísimo costo.

Numerosos activistas y organizaciones a favor de los derechos humanos han denunciado la represión contra los opositores en Cuba: despidos, amenazas, presión psicológica, arrestos domiciliarios, prisión, violencia física, etcétera.

“Ponemos en riesgo nuestra propia seguridad personal y profesional por ello. Sobre las consecuencias de su participación en la realización del vídeoclip Patria y Vida, Angelo Troya lo explica con una claridad pasmosa: “porque, de qué nos el sirve el dinero sin la libertad”. A Angelo, que es fotógrafo, ya le han llamado colegas del medio en Cuba para decirle que no trabajarán más con él. Ningún medio o empresa oficial le contratará jamás, y quienes de forma privada decidieran hacerlo, lo harán bajo amenaza y presión”, concluyó Barrero.

Tomado De Periodicocubano

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: