Santiagueros hacen colas desde la noche anterior para comprar un artículo de aseo o un paquete de pollo

Cola en la tienda Panamericana desde por la noche.

Los residentes en Santiago de Cuba tienen que pasar la noche en la calle, haciendo colas para al día siguiente poder entrar a las tiendas a adquirir alimentos o artículos de aseo, en medio de una grave escasez de productos de primera necesidad que se ha agravado aún más con la pandemia de coronavirus.

Una publicación en el grupo de Facebook denominado ‘El Chago – Santiago de Cuba’ con imágenes la terrible situación de muchos santiagueros, con una imagen en la que se ve a un grupo de personas sentadas en el muro de la tienda Panamericana 4ta. y Garzón, iluminadas por las luces de las farolas que alumbran la noche.

“Ver personas haciendo colas desde la noche hasta el otro día me provoca una sensación indescriptible… Difícilmente los académicos de la RAE podrían encontrar la palabra exacta…. Hay muchas cosas funcionando mal cuando es esta la única manera que tienen las personas de garantizar un artículo de aseo, o un paquete de pollo, y digo muchas cosas mal, sin apellido, pues creo ciertamente que hay muchas, dentro y fuera de Cuba…”, expresó el autor del post.

En una publicación anterior se ve a un grupo de personas aglomeradas a la entrada de lo que parece ser un establecimiento comercial, sin guardar la distancia que se recomienda para la época de pandemia.

“El tema de las colas, después de varias iniciativas, sólo se puede llegar a la conclusión que no tendrá solución que no sea mejor abastecimiento… Sin dudas”, comentó el autor de la fotografía.

El Chago lleva tiempo mostrando la terrible realidad de su ciudad en las redes sociales. A finales de agosto mostró a un grupo de cubanos haciendo cola bajo un torrencial aguacero para comprar un pedazo de pollo, porque era la única vía de llevar algo a la mesa.

La vergonzosa y triste imagen permitía ver a los clientes con paraguas y capas tratando de protegerse de la fuerte lluvia en las afueras de la misma tienda en divisas situada en 4ta y Garzón.

“Duele ver personas hacer cola bajo lluvia por ser una de las pocas maneras de llevar a casa un paquete con pollo”, recalcó el texto que acompañaba la instantánea.

Las colas en Cuba continúan a pesar de la pandemia y de las peticiones a la población de que mantengan la distancia social. Hay carencia de productos cárnicos en el país y no existe un establecimiento en el que se venda pollo ni otros alimentos y artículos de primera necesidad que se libre de las aglomeraciones de personas.

El estado cubano ha emprendido una cruzada contra los coleros y acaparadores en todo el país, a los que responsabiliza del desabastecimiento que sufren las tiendas.

Tomado De CIBERCUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%