Mientras el pueblo sufre una terrible escasez de alimentos, el régimen insiste en convertir en divisas en el mercado internacional lo poco que el país produce

Como es sabido, Cuba vive una profunda crisis alimentaria, principalmente por los bajos rendimientos de la producción nacional, pero aun así, el régimen insiste en exportar parte de esa producción.

Este 2 de octubre la estatal Agencia Cubana de Noticias publicó un artículo donde reseña el trabajo que desarrolla la dirección del país para ampliación y diversificación de las exportaciones.

El texto señala que en las provincias “se reconocen variadas opciones para la venta en el mercado internacional y ya han sido identificadas mil 145 ofertas con potencial”.

La directora general de Comercio Exterior del Ministerio de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Vivian Herrera, en conversación con la agencia explicó que de estas ofertas con potencial “700 son consolidados, o sea, mercancías o servicios tradicionales, y otros más jóvenes pero con un prestigio ganado como el carbón vegetal”.

Agregó que “existen 121 productos en desarrollo y hay otros 324 en su etapa de fomento; mientras que el 68 por ciento de estos potenciales son mercancías y el 32 por ciento son servicios”, y se identificaron productos que tradicionalmente no se exportan a partir de aportes de los campesinos.

Señaló además, que al cierre de agosto habían reconocido 418 formas de gestión no estatal con posibilidades de recibir servicios por las empresas facultadas para la actividad exportadora, “de ellas 308 en el sector agroalimentario”.

La funcionaria precisó que los productos con mayor oferta son las frutas, las hortalizas, el carbón vegetal, las conservas, los cítricos, el calzado artesanal, los muebles y la artesanía, pero no mencionó todos eso productos también son muy demandados en el país.

Al referirse a las formas de gestión no estatal como participantes activos en el proceso comercial, dijo que al cierre de septiembre existían cerca de dos mil actores interesados en insertarse en la actividad, de los cuales una cifra superior a los 732 eran cuentapropistas, 119 cooperativas, y otras 205 personas interesadas.

La crisis económica por la que atraviesa el régimen desde 2018 lo ha llevado a tomar algunas medidas como esta, las cuales solo buscan ingresar divisas a su maltrecha economía en detrimento del nivel de vida del pueblo, que cada vez tendrá menos acceso a la producción nacional, tanto por su poca disponibilidad, como por sus elevados precios.

Tomado De ADNCUBA

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.