Que el dinero donado por China para reparar el Saratoga vaya a quienes lo perdieron todo: pide la activista cubana Saily González

‘Desgraciadamente, esa donación es de régimen totalitario a régimen totalitario’, le responde el científico exiliado Oscar Casanella.

El Hotel Saratoga de La Habana y una vivienda aledaña destruidos. YUNIEL LABACENA JUVENTUD REBELDE

La activista cubana Saily González Velázquez expresó que la donación de 100.000 dólares entregada por el Gobierno chino al de Cuba para la reparación del Hotel Saratoga de La Habana debía emplearse en reconstruir las viviendas de quienes lo perdieron todo debido a la explosión del hotel, en una publicación en su muro de Facebook que acumula más de 1.000 reacciones y 100 comentarios.

«Los 100.000 dólares que donó China para la reparación del #HotelSaratoga deberían ser usados para reconstruir las viviendas de los que lo perdieron todo, no para reparar un hotel que para tantos hoy significa el plato ausente en la mesa», escribió González Velázquez.

Su opinión es compartida por muchos cubanos que se manifestaron en los mismos términos al comentar la publicación.

«¡Claro!», coincidió la periodista del medio independiente cubano 14ymedio Luz Escobar. «Porque además 100.000 dólares no es dinero para una inversión de esa naturaleza», afirmó.

«De acuerdo, reparar un hotel que lleno de tristeza a 46 familias cubanas«; «muy de acuerdo contigo Saily, van a reparar el hotel a costilla del dolor ajeno, pero no se puede esperar otra cosa de ésta gente que no tienen corazón, ya de ellos no me sorprende nada, lo extraño sería si lo utilizaran para el beneficio del pueblo»; «muy merecido para los damnificados», son algunas de las opiniones escritas por los usuarios en Facebook.

El activista cubano y científico cubano Oscar Casanella, por su parte, subrayó que la donación es de un régimen totalitario a otro. 

«Totalmente de acuerdo contigo, Saily Gonzalez Velázquez. Desgraciadamente, esa donación es de régimen totalitario a régimen totalitario», afirmó Casanella, quien en enero tomó la decisión de abandonar Cuba.

El Gobierno de China entregó al Gobierno cubano un donativo de 100.000 dólares, el viernes pasado, para apoyar en la reparación de los daños que ocasionó una explosión en el Hotel Saratoga de La Habana, por la que murieron 46 personas, entre ellas varios menores de edad.

Además de las muertes, el suceso afectó 38 viviendas ubicadas en edificaciones aledañas al hotel. 

Menos de una semana después, el Gobierno anunció la construcción de casas para parte de los damnificados, lo que contrasta con el incumplimiento de más del 50% del plan de construcción de viviendas proyectado en Cuba, durante 2021.

La rapidez del Gobierno cubano para levantar viviendas para una parte de los afectados hace sospechar que aprovechará la oportunidad para levantar nuevas instalaciones turísticas en los sitios que ocupaban las edificaciones destruidas por la explosión.

Por otra parte, el Gobierno prometió pensiones para los trabajadores afectados y los familiares de las víctimas de la explosión, pero no ha hablado de indemnizaciones hasta el momento.

La versión oficial del Gobierno sigue siendo que la causa del siniestro fue un escape de gas, pero no ha señalado responsables ni ofrecido detalles acerca de la investigación en curso sobre los sucesos.

Sin embargo, ni el conglomerado militar GAESAque manejaba el hotel, ni la Unión Cuba Petróleo (CUPET), las dos entidades estatales involucradas, responderán penalmente por el suceso, según el Código Penal que se encontraba vigente en Cuba cuando ocurrió el trágico suceso. 

Dicho Código Penal también disponía que a ninguna entidad estatal podía exigírsele responsabilidad civil.  

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%