Presión mediática obliga a Eliécer Ávila a renunciar a la presidencia Somos+

Los desafortunados comentarios de las últimas semanas lo han convertido en blanco de innumerables y merecidas críticas

Presión mediática obliga a Eliécer Ávila a renunciar a la presidencia Somos+. (Foto: Todo Debate-Captura de Youtube)

Debido a la presión mediática por sus desafortunados comentarios en las últimas semanas el opositor y youtuber cubano Eliécer Ávila renunció a la presidencia de la organización Somos+, fundada por él cuando estaba en Cuba, con la idea de “quitarse las cadenas de político” que lo hacen blanco de todas las críticas.

En una reciente directa en su canal de YouTube anunció la decisión de acabar con “el Eliécer político”. “Quiero decir hoy con total responsabilidad que hasta que Cuba no sea libre y no haya unas elecciones donde yo, si tengo ganas y es interés mío en ese momento, me pueda postular como independiente o con algún partido, se acabó el Eliécer político”.

Ávila, ingeniero informático graduado en la UCI y que desde hace algunos años se dedica al mundo de la generación de contenido digital relacionado al tema Cuba, dijo que todo está previsto para la realización de elecciones internas en Somos+. El tunero prometió apoyar al nuevo presidente elegido con “todas las fuerzas de mi corazón, igual que voy a seguir apoyando al movimiento, pero tengo que quitarme esas cadenas, esas esposas”.

“Me quito la cadena de líder político porque a fin de cuentas no lo soy, no ocupo ningún cargo, no tengo ningún carro blindado oficial a mi servicio, no tengo ningún presupuesto para hacer carrera política, no estoy participando de ningunas elecciones, sin embargo, tengo la gorra de político y eso me convierte en un blanco en el medio del terreno, todo el mundo apuntando y todo el mundo tirando, y no me puedo defender porque soy político”, indicó.

Al parecer Ávila piensa que dejando de ser el responsable político de una organización la comunidad cubana, entre los que se encuentran detractores y seguidores suyos, no van a cuestionar sus comentarios y polémicas a los que se ve expuesto cada vez que habla en su directa diaria a través de YouTube.

En las últimas semanas Ávila se vio envuelto en una polémica por reaccionar de forma descompuesta a la sátira política del programa humorístico escrito por los Pichy Boys, El noticiero Combativo. En este programa el actor Vladimir Escudero interpreta al locutor oficialista Rafael Serrano que crítica a Ávila y lo llama Cabo Malanga. Eliécer no le gustó este tipo de humor y sugirió que el programa debería ser censurado pues le hace mal a la oposición política que lucha por la libertad de Cuba.

Las críticas por su falta de “aguante” y poca tolerancia a un programa humorístico no se hicieron esperar. Además, algunos advirtieron sus características de dictador al querer censurar a todo el que le parezca contrario.

Recientemente Ávila y Alexander Otaola están en medio de potentes cruces de declaraciones debido a la participación de ambos en el juego de pelota del equipo Cuba en West Palm Beach donde la comunidad cubana en el sur de la Florida acudió a expresar sus sentimientos con pancartas y gritos de Patria y Vida.

Fruto de esa polémica Ávila hizo otra desafortunada declaración, esta vez criticando a la comunidad homosexual.

“Hay personas que son como ese tipo de gays que de alguna manera para mostrar que es gay, lo hace siendo más femenino que las propias mujeres, usted los ve por Miami Beach caminando como si estuvieran mascando chicle con las nalgas”, dijo Ávila que se ganó epítetos de “despectivo, machista y homófobo” de parte de la comunidad LGBT+ que se sintió agredida por sus comentarios que evidencian una posición extremista al estilo de Fidel Castro.

TOMADO DE PERIODICOCUBANO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.