Policías interrumpen culto religioso en Santiago de Cuba: ¡Todos para su casa!

Policias del régimen interrumpieron un culto religioso en la provincia de Santiago de Cuba. Los uniformados exigieron que se concluyera inmediatamente el encuentro y cuestionaron la autorización que tenían los responsables de la Iglesia

Policias del régimen cubano interrumpieron este sábado un culto religioso en la provincia de Santiago de Cuba. Los uniformados exigieron que se concluyera inmediatamente el encuentro y cuestionaron la autorización que tenían los responsables de la Iglesia, para en medio de la contingencia sanitaria de la Covid-19, convocar a las personas.

Uno de los policías -con la habitual prepotencia de los agentes castristas- llegó hasta donde se encontraba el predicador que conducía la ceremonia, quien lo recibió con la siguiente interrogante: ¿Con qué permiso usted viene acá?”.

“Nosotros somos una Iglesia y está establecido que el Ministerio de Asociaciones es quien debe venir aquí en todo caso, no la PNR [Policía Nacional Revolucionaria]”, indicó el apóstol.

El policía evadió la pregunta y exigió conocer con qué permiso estaban las personas reunidas allí.

En un video compartido en el perfil de Facebook de Shalem Perdomo, se observa lo ocurrido. Los uniformados pidieron a las personas abandonar el lugar y al representante de la Iglesia a dirigirse hasta la estación policial. Los presentes afirmaron que irían todos hasta la PNR.

“Ahora mismo llegaron los policías irrumpiendo el lugar de reunión, en pleno servicio, llevan al Apóstol Marcos Antonio Perdomo Silva para la estación de policía Micro 9 junto con los líderes y pastores que somos los que estamos reunidos guardando el protocolo establecido”, detalló Perdomo en su publicación.

En el video se escucha como le intentan explicar a los agentes que tienen los permisos para realizar el encuentro, cumpliendo con todas las medidas sanitarias, guardando la distancia establecida y siguiendo los protocolos.

Sin embargo, uno de los oficiales insiste en que la provincia está en cuarentena, incumplen con las medidas y critica al apóstol por no tener puesto nasobuco (mascarilla). El predicador le explica que permanece parado a una distancia de varios metros de las personas y denuncia cómo en las aglomeraciones de los ómnibus urbanos y las colas, no se preocupan por las violaciones sanitarias.

“Todas las personas: retírense para sus casas”, advierte el policía, mientras continúa amenazando con poner multas.

Otra oficial, que permaneció principalmente en la entrada del lugar, se escucha como afirma que no han maltratado a nadie durante su irrupción allí: “Sí han maltratado. Nos tratan como si fuéramos delincuentes”, dijo uno de los presentes.

En la publicación donde se muestra el momento del allanamiento de los policial, el apóstol Alain Toledano Valiente, líder prominente en el Movimiento Apostólico en Cuba, comentó:

He aquí la manifestación del régimen anti-Dios, ataca todo lo que sea Dios u objeto de culto. Basta de represión, libertad religiosa para Cuba. Respeten a la iglesia y a sus ministros. Hacemos responsable a la policía, el Minint [Ministerio del Interior]y al régimen cubano de lo que pase con la vida del apóstol Marcos A Perdomo, su familia y de cada uno de sus discípulos”.

Marcos Antonio Perdomo Silva, luego compartió un video en su muro de Facebook, donde refirió: “Acabamos de llegar de la estación de policía. Todo se solucionó, ellos se disculparan”.

“Ellos se equivocaron”, subrayó.

“No estamos para violentar a las autoridades siempre y cuando no violen nuestros principios. Si tenemos que dar la vida por nuestro principios: lo haremos”, aseguró. 

TOMADO DE ADNCUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.