Debido al nulo apoyo que ha tenido por parte de las autoridades del régimen comunista en el Cotorro, La Habana, López decidió llevar el caso de su hija a la provincia de Artemisa donde reside actualmente.

El padre cuenta, que la menor calló por años los abusos lascivos de los que fue víctima por el actual esposo de su madre, pero que en el momento en el que no aguanto más le contó todo a él quien inmediatamente recurrió a las autoridades. Foto: Composición de CPEM.

Roberto López, exige justicia a la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) del Cotorro y Artemisa, para que resuelvan el caso de su hija, una menor de 14 años abusada sexualmente por su padrastro Radiel A.R desde que tenía 8 años de edad.

El padre, cuenta que la menor calló por años los abusos lascivos de los que fue víctima por el actual esposo de su madre, pero que en el momento en el que no aguanto más, le contó todo a él quien inmediatamente recurrió a las autoridades.

Roberto López, decidió llevar hasta las últimas consecuencias el caso de su hija, el 13 de agosto denuncia al agresor en la PNR del Cotorro, donde le asignan el número de denuncia 45149.

Desde entonces, este padre ha vivido un infierno porque el abusador de su hija quedó en libertad días después y solo le impusieron una multa de 1 mil pesos.

Debido al nulo apoyo que ha tenido por parte de las autoridades del régimen comunista en el Cotorro, La Habana, López decidió llevar el caso de su hija a la provincia de Artemisa donde reside actualmente.

El hombre cuenta al portal web Ciber Cuba, que en estos momentos es el único que ha estado apoyando a su hija, porque cuando ella le contó a su mamá esta no le creyó, desde entonces la niña vive con él.

El padrastro acosaba y amenazaba a la menor

Según la información suministrada por Roberto, el padrastro acosaba constantemente a la víctima y la amenazaba con matarla a ella y a su madre si no se dejaba tocar sus partes íntimas.

En estos momentos, la impotencia que siente el padre al ver que las autoridades del régimen no prestan atención a estos casos lo hacen recurrir a los medios de comunicación.

Este hombre, solo exige que se haga justicia en el caso de su hija y asegura que las autoridades no han hecho nada por ayudarlo.

“Quiero lo que quiere todo padre y toda madre: justicia. Aquí no hacen nada”.

Cabe resaltar, que la PNR del Cotorro, el pasado mes de septiembre protagonizó un hecho bochornoso al dejar en libertad a seis hombres que abusaron sexualmente de una menor.

Hasta los momentos, la menor permanece viviendo con su padre en Artemisa en donde está siendo atendida por una psicóloga, la cual no ha querido informar al padre sobre el resultado del informe forense que le practico a la menor.

La policía de Artemisa tampoco hace nada en el caso de esta menor abusada

Roberto López el padre de la menor abusada, al ver que pasaron tres meses desde que instauro su denuncia, se dirigió a la PNR de Artemisa, donde se percató que tampoco han hecho nada para que se haga justicia.

“Tuve que darle a la Policía el teléfono de la psicóloga porque no sabían que la niña está en tratamiento. A día de hoy no sé si la han llamado o no. ¡Cómo va a ser eso!”.

La ineptitud por parte de los esbirros del régimen es tal, que han perdido el informe de Medicina Legal donde consta el leve desgarro que ha  sufrido la menor en sus genitales.

“No aparecía porque cuando fui a hacer la denuncia no me hicieron caso”.

Según López, La policía del Cotorro fue la culpable de que se extraviará el informe de Medicina Legal del caso de esta menor, por tanto las investigaciones siguen estancadas.

El padre de la niña, no puede creer la tranquilidad de los esbirros del régimen para estos casos, y en estos momentos solo le han dicho que siga esperando.

Tomado De Cubanosporelmundo

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.