Al menos un activista, Jovián Díaz Batista, fue detenido, y a otros opositores se les impide salir de sus viviendas para llegar a la sede del Movimiento San Isidro

Este martes ya comenzó la represión contra activistas y reporteros independientes que piden la libertad del músico contestatario, Denis Solís González, condenado a ocho meses de prisión por supuesto ‘desacato’.

Mientras en la sede del Movimiento San Isidro unas 13 personas, entre periodistas, activistas y artistas, se encuentran atrincheradas para apoyar, desde la literatura, al músico contestatario encerrado en Valle Grande, otros no han podido llegar al lugar.

Hace pocos minutos fue detenido el activista, Jovián Díaz Batista al salir de su vivienda.

Así lo informó en redes sociales la reportera independiente, Iliana Hernández, en redes sociales.

Asimismo, el periodista independiente, Héctor Luis Valdés Cocho, denunció que tiene vigilancia policial en los bajos de su casa desde este lunes en la noche. 

Alguien que venga y me diga si esto no es violación de todo tipo de derechosAlguien que me diga hasta cuándo tenemos que estar de brazos cruzados ante una realidad que salta a los ojos de quien la vive. Desde ayer en horas de la noche tengo impuesta vigilancia. Esta son las horas y aún siguen ahí como fiera en celo en busca de una presa. ¡Como buitres!”, escribió en Facebook.

Valdés Cocho lamentó que se le impida su derecho a la libertad de asociación y libre movimiento. “Si esto es lo que soñó Martí, pues que venga él y lo vea!”.

Por su parte, la periodista y escritora, María Matienzo, junto a la activista Kirenia Yalit, fueron impedidas de salir de su domicilio por una patrulla que estaba en las afueras.

Las mujeres querían participar en la actividad del Movimiento San Isidro.

 El “Mayor Alejandro”, conocido por su trabajo de represión a  opositores y periodistas independientes, las amenazó.

Desde hace aproximadamente dos semanas, el régimen cubano se ha ensañado con este grupo por pedir pacíficamente la liberación de su colega.

Solís González fue condenado a ocho meses de prisión por ‘desacato’, tras ser detenido violentamente el 9 de noviembre de 2020, en las calles Habana y Paula, a unas cuadras de su casa, y le realizaron un juicio sumario dos días después.

Hasta el momento organizaciones internacionales se han pronunciado contra estos actos, como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH); Artículo 19; Human Rights Watch, Cubalex y otros.

Si deseas saber lo que estará sucediendo en la sede, puedes seguir los videos en directo por ADN Cuba de nuestro colaborador que se encuentra en el lugar.

Tomado De ADNCUBA

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.