‘Nos vemos otra vez en una Cuba con derechos’: una emprendedora se ve obligada a cerrar su negocio en Santa Clara

Anuncios

Saily González Velázquez, promotora de la marcha cívica por el cambio en su ciudad, se despide de su negocio, Café Amarillo B&B, tras las presiones de la policía política.

Saily González Velázquez, emprendedora de Amarillo B&B. AMARILLO B&B/FACEBOOK

La emprendedora cubana Saily González Velázquez, una de las firmantes de la notificación a las autoridades de la marcha cívica por el cambio convocada para el próximo 15 de noviembre en Santa Clara, cerró su negocio Café Amarillo B&B en esa ciudad hasta que pueda reabrir en «una Cuba con derechos«.

La activista hizo público un video en el perfil de su negocio en Facebook en el que comparte con sus trabajadores los motivos del cierre y les ofrece ayuda para que estas personas que quedan sin trabajo puedan encontrar empleo en otros emprendimientos.

«Cerramos. No sin dolor. Nos despedimos de una comunidad que nos ha apoyado incondicionalmente», escribió González Velázquez.

La emprendedora ha sido blanco de la represión de la Seguridad del Estado desde que hizo pública su firma en la notificación de la manifestación de noviembre a las autoridades locales.

En la exposición de los motivos del cierre de su local, dijo: «No existen derechos en Cuba para los que quieren un cambio, para los que sueñan y actúan por la democracia y la libertadEl hostigamiento a quienes lo hacen y a quienes rodean a estas personas es una práctica común por parte de la policía política que, por responsabilidad, deseamos evitarle a nuestros trabajadores«.

Añadió que «Amarillo nació, creció y hoy ‘descansa’ bajo los dictámenes de un sistema que no es capaz de permitir que las empresas no incurran constantemente en ilegalidades para su funcionamiento (le conviene que así sea para poder penalizar por cualquier motivo a aquellos empresarios que lo desafían). No permitiremos que un sistema legal injusto manche nuestras ganas de hacer».

Por último, González Velázquez dejó claro que «Amarillo B&B no cierra porque Saily decidió de pronto hacer activismo por la democracia y el respeto a los derechos en Cuba, sino porque en dictadura ser activista por estas razones, es un crimen«.

«Nos veremos otra vez en una Cuba con derechos«, concluyó.

El régimen cubano está desplegando una intensa campaña para atacar la marcha cívica por el cambio. Sus promotores están siendo desprestigiados y acusados de anexionismo y desestabilización en los medios oficiales.

Aunque inicialmente la marcha cívica por el cambio estaba convocada para el 20 de noviembre, la plataforma Archipiélago, su promotora, adelantó la fecha para el 15 de ese mismo mes por una convocatoria del régimen a maniobras militares del 18 al 20 de noviembre.

El régimen cubano respondió este semana con negativa a las notificaciones hechas para la marcha a las autoridades de la cabecera provincial de Pinar del RíoConsolación del Sur, Briones Montoto, La  HabanaHolguínSanta Clara (Villa Clara), Nuevitas (Camagüey),Cienfuegos,Guantánamo y Las Tunas. El documento oficial (el mismo en todas las localidades) tachó la manifestación de «acción ejercida» contra el carácter socialista impuesto en la Constitución, «desestabilizadora» y por tanto «ilícita»

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.