La niña cubana Cinthia Mayo García permanece hospitalizada en Terapia Intensiva en el Hospital Pediátrico José Luis Miranda, de Santa Clara, debido a la carencia del anticonvulsivo Valproato de sodio, dijo a CiberCuba su madre, Tania Pérez Espinosa, que pide ayuda para conseguir los medicamentos que necesita su hija.

Mayo García, de 16 años, padece de Parálisis Cerebral Infantil (PCI) e Insuficiencia respiratoria crónica y debe tomar Valproato de sodio, combinado con otros medicamentos, de por vida, para evitar convulsionar, explicó Pérez Espinosa, angustiada por el deterioro del estado de salud de su hija.

La madre recibe del estado cubano una pensión de 500 pesos mensuales (unos 25 dólares norteamericanos, al cambio oficial) y un subsidio para pagar los gastos de electricidad, porque su hija depende de ventilación mecánica permanente.

Pérez Espìnosa, que reside en Remedios, Villa Clara, pide a los cubanos de la emigración y de la isla que la ayuden a comprar Valproato de sodio, Ciprofloxacino y un colirio; y pide la llamen a sus teléfonos: (53) 5 838 80 83 y (53) 42 39 54 04.

Una amiga de la familia, Magalys Herrera Pérez subió a Facebook una petición de ayuda para la niña Cinthia Mayo García.

Una caja con 40 pastillas de Valproato de sodio tiene un precio de venta al público de 39,10 dólares, pero en la mayoría de los países solo se vende mediante receta médica porque es un anticonvulsivo que debe combinarse con otros medicamentos, según la literatura médica consultada.

En julio, Luis Armando Alarcón Camejo, director general de la Empresa de Laboratorios MEDSOL, reconoció en la televisión que el gobierno cubano no podía producir todos los medicamentos de mayor demanda; carencia de la que culpó al embargo norteamericano.

Tomado De CIBERCUBA

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.