Miles de casas cayéndose a pedazos en Cuba y el Gobierno anuncia que destinará fondos del Estado para reparar el Presidio Modelo en la Isla de la Juventud

El histórico Presidio Modelo, una de las principales atracciones del actual municipio especial cubano Isla de la Juventud, está sufriendo un proceso de restauración general por primera vez en casi un siglo desde su edificación.

La televisión cubana reportó que la etapa inicial de esta reforma sustituirá las tejas de los 5 característicos módulos circulares, además de que se aprovecharán las originales para techar el edificio del comedor.

La Empresa de Servicios Técnicos Industriales (Sucursal Camagüey) ya ha sido encargada con esta ambiciosa restauración, y sus trabajadores junto a los del museo y demás empleados estatales del municipio ya se hallan desmontando los tejados originales.

También ya se encuentra iniciada la reparación de la estructura de vigas de metal, y una vez que esté reparada y pintada, se volverán a techar los 5 módulos circulares del famoso símbolo de Isla de Pinos.

El Presidio Modelo, una obra arquitectónica envidiable, se construyó en la década de 1920 bajo la orden del dictador Gerardo Machado, imitando al Centro Correccional Stateville de Illinois (Estados Unidos).

Sus edificios principales tienen un diseño panóptico, con 5 pisos de celdas que miran hacia una torre de vigilancia armada en el centro, desde donde se pueden ver todas las celdas (93 con 2 camas por edificio).

Fidel Castro y el resto de los asaltantes al cuartel militar Moncada estuvieron encarcelados allí, pero fue después de 1959 que plasmó una importante huella como una de las instituciones con mayor cantidad de historias de represión y violencia gratuita y arbitraria en Cuba.

El Presidio Modelo albergó a unos 15.000 reos en condición de presos políticos hasta el año 1967, pero esta vez, reteniendo a los opositores de Castro y de la naciente Revolución Cubana.

Ramiro Gómez fue uno de los disidentes apresados dentro de este complejo penitenciario en la época posrevolucionaria, publicado luego el libro «El Presidio Político de Isla de Pinos», donde recogió los testimonios de unos 70 de sus presos.

Gómez contó a Radio Martí en 2017 que esta publicación constituye una compilación de los abusos cometidos por los carceleros del régimen castrista.

Las instalaciones del Presidio Modelo fueron declaradas Monumento Nacional en 1980, y el oficialismo siempre se ha limitado a retratar el infierno que significó para sus internos hasta 1959.

Pese al decadente estado en el que se hallan actualmente sus componentes, este complejo mantiene todos sus rasgos originales, y la restauración de los mismos pretende traer vida cultural y económica al municipio.

TOMADO DE CUBACUTE

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%