Mejor que Díaz-Canel no las vea: dos vallas en Los Ángeles sobre Cuba por la Cumbre de las Américas

‘Hoy más de 700 personas continúan privadas de la libertad en Cuba por haber ejercido su derecho a la libertad de expresión el 11J’, recuerdan.

Una de las valles desplegadas en Los Ángeles por estos días. RACE AND EQUALITY.ORG

Dos vallas en Estados Unidos denuncian la grave situación de los derechos humanos que existe en Cuba a propósito de la Cumbre de las Américas, a la que las autoridades de La Habana, Caracas y Managua no han sido invitadas debido a que Washington considera que reprimen a sus ciudadanos.

«Teníamos tanta hambre que hasta nos comimos el miedo», reza uno de los textos de los carteles públicos, en inglés y español, iniciativa de la ONG internacional Instituto sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos (Race and Equality), que toma una de las frases dichas por una habanera que salió a la calle a manifestarse en las masivas protestas del 11J.

Asimismo, las vallas recuerdan: «Hoy más de 700 personas continúan privadas de la libertad en Cuba por haber ejercido su derecho a la libertad de expresión el 11 de julio de 2021».

Los carteles han sido ubicados en céntricas intersecciones del centro de Los Ángeles —216 East 4th St, CA 90013—, así como en las proximidades del Aeropuerto Internacional de la urbe —Venice Blvd, CA 90034—, por lo que estarán visibles para las delegaciones oficiales asistentes al encuentro hemisférico.

«Las vallas estarán en exhibición durante la IX Cumbre de las Américas, que se realizará del 6 al 10 de junio en Los Ángeles, y buscan exhortar a la comunidad internacional que asistirá a este encuentro, que reúne a jefes de Estado y de Gobierno de la región, para que se adopten medidas que permitan poner fin a la represión, a los casos de hostigamiento, a las detenciones arbitrarias y a las agresiones que sufren constantemente activistas, periodistas independientes, artistas y defensores de derechos humanos en Cuba», subraya la ONG.

Asimismo, Race and Equality organizó el martes 7 de junio en la propia ciudad de Los Ángeles el evento paralelo «Las manifestaciones pacíficas en América Latina: Reflexiones sobre Cuba a un año del 11J».

Al día siguiente, tendrá lugar el encuentro «¿Presos por qué?: Personas presas por motivos políticos en Cuba, Nicaragua y Venezuela», organizado por el Consorcio Latinoamericano de Derechos Humanos, del cual Race and Equality forma parte.

Al primero está invitado Pedro Vaca, Relator Especial de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para la Libertad de Expresión, mientras que al segundo asistirá Stuardo Ralón, Relator de la propia organización sobre los Derechos de las Personas Privadas de Libertad.

A esos eventos paralelos a la Cumbre debieron asistir además con su testimonio de primera mano activistas y periodistas independientes de la Isla, pero el régimen impidió salir del país a todos para evitar que sus voces sean escuchadas. 

A pesar de ello, el régimen se quejó de que su ausencia a la reunión se debe a que EEUU teme «que se escuchen verdades incómodas». La Habana además condenó la exclusión de sus aliados de Caracas y Managua, a quienes Washington no convocó por las mismas razones que por las que el régimen de la Isla no estará representado. 

El Instituto sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos trabaja con contrapartes y activistas locales en América Latina para promover y proteger los derechos humanos de poblaciones en condiciones de marginalidad, ya sea por su origen nacional o étnico, su orientación sexual o identidad de género, mientras documenta las violaciones a los derechos humanos y el trabajo de incidencia política a nivel nacional e internacional para lograr cambios estructurales sostenibles.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%