Medios oficiales cubanos se quejan de que Twitter los etiqueta como ‘afiliados al Gobierno’ y limita su alcance

El portal ‘Cubadebate’ califica la nueva norma como ‘censura y vigilancia’ y acusa a la red social de ‘influir en la opinión pública’.

Cuentas de medios oficiales cubanos etiquetadas por Twiiter como ‘afiliados al Gobierno’. CUBAPERIODISTAS

Twitter etiquetó este lunes a algunos medios de prensa cubanos como «afiliados al Gobierno» de Cuba, una acción que el portal oficial Cubaperiodistas catalogó como «censura y estigmatización de medios públicos del país«. La red social puso en vigor el anuncio hecho en agosto de 2020, que afecta a los destinatarios y «potenciales lectores» de los medios identificados.

A partir de ahora Twitter no va a recomendar ni amplificar entre los usuarios las cuentas o publicaciones de Cubadebate, Radio Rebelde, Radio Habana Cuba, GramnaTrabajadoresJuventud Rebelde y Canal Caribe, entre otros. 

Cubaperiodistas se queja en un artículo de que la plataforma no distingue «medios públicos financiados por organizaciones sindicales o políticas de los medios públicos estatales», sin embargo, omite decir que todos los medios de comunicación en la Isla son propiedad del Estado y están controlados por el Partido Comunista de Cuba (PCC), a cuya política responden editorialmente.

El régimen de Cuba, donde la existencia de medios de prensa independiente está constitucionalmente prohibida y las voces disidentes son acalladas y criminalizadas por los medios oficiales, utiliza además las redes sociales para su propaganda y obliga a sus funcionarios y periodistas a amplificar su mensaje.

Edilberto Carmona, quien gestiona los perfiles en redes sociales del portal Cubadebate, dijo que la decisión de Twitter «forma parte de un intento de clasificar a los medios que ellos consideran ‘democráticos’, e influir en la opinión pública desde sus posiciones de poder».

En palabras del gestor de contenidos oficialista, «es irónico que reconozcan la existencia de grandes medios con esas características como la BBC o la NPR, pero que estos no reciben esas etiquetas, por su ‘independencia editorial'».

Carmona se quejó de que «Cubadebate ha sufrido este tipo de bloqueos en otras ocasiones, como el ocurrido en 2019, a su perfil principal y al de sus editores y colaboradores» y calificó lo que ocurre ahora como «vigilancia y censura». Describió lo que publica el sitio como «informar desde un punto de vista alternativo».

La autora del artículo acusó a Twitter de «parametrizar a ‘medios afiliados al Gobierno'» de manera «discrecional, sin nada que explique por qué etiqueta así a algunos medios de algunos Gobiernos del mundo, no a todos (ni a la mayoría)».

También aprovechó para señalar a medios independientes, críticos con el régimen cubano, como posibles «afiliados al Gobierno de Estados Unidos».

«La plataforma gestiona contenidos, como cualquier otro medio de comunicación, en este caso uno que se guía por las leyes y los estereotipos de su Gobierno, el de Estados Unidos», señaló Cubaperiodistas. El sitio estatal omitió mencionar que la plataforma canceló de manera permanente una cuenta del entonces presidente Donald Trump.

Con respecto a las etiquetasTwitter no solo define cuáles son cuentas de medios de prensa afiliados a un gobierno. Hace lo mismo con organizaciones gubernamentales, ministerios y personas con cargos públicos.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%