Al día con Florencia, Cuba y el Mundo

Mánager sugiere que Lázaro Blanco tenía la fuga en la cabeza y por eso no lanzó bien

El director del Cuba dijo que después de la decisión de Blanco de quedarse en EE. UU. entiende por qué se perdió ante Venezuela

El director matancero del seleccionado cubano en el Preolímpico de Béisbol, Armando Ferrer sugirió en entrevista con la emisora oficialista Radio Rebelde que una de las causas por las que se perdió el primer choque ante Venezuela, fue porque su abridor Lázaro Blanco tenía “otra cosa en la cabeza”.

Ferrer dijo que “posteriormente a lo sucedido, pienso que (tenía algo) en su cabeza, pues era un lanzador que le había ganado dos juegos a Venezuela en torneos anteriores”.

“Ustedes conocen el marcador estrecho, un juego estrechito, independientemente de que nuestro abridor Lázaro Blanco duró muy poco en la loma (…) era un atleta que estaba bien en el entrenamiento. Se presentó realmente, casi llevando a todos los bateadores a 3-2, pitcheando demasiado a los bateadores, y le hicieron las primeras tres carreras”, explicó.

Por si fuera poco el mentor del elenco de los Cocodrilos en la Serie Nacional también cargó contra el público en los estadios de los juegos contra Venezuela y Canadá. Sobre todo contra aquellos que gritaron consignas en contra del régimen.

“Fue una experiencia bien dura. Todos saben el escenario que nos encontramos en Estados Unidos, sobre todo asediados por ese público que está en contra de la Revolución, sobre todo las cosas, y era una presión externa que teníamos”, señaló.

Para seguir eludiendo responsabilidades en el resultado final del torneo, donde Cuba se quedó sin opciones para los Juegos Olímpicos, Ferrer también argumentó que él no había tenido nada que ver con los jugadores que se llevaron al torneo.

“Yo no participé en la selección de estos atletas en primer orden y en segundo, fui nombrado mánager de este equipo 20 días antes de la competencia”, justificó. No obstante Ferrer está convencido que los decisores de la isla irán tras “su cabeza” por la derrota.

“No quiero culpar a nadie, yo pienso que la primera cabeza que rueda cuando un evento internacional o cualquier tipo de evento, (…) la primera que rueda es la del mánager, pero yo asumo toda esa responsabilidad, independientemente de que no hubo movimientos que se hicieran en nuestro equipo Cuba que no fueran conciliados y hablados con el resto de los entrenadores”, concluyó.

TOMADO DE ADNCUBA

Salir de la versión móvil