Los apagones tensan la cuerda al régimen cubano: más protestas y carteles de ‘Díaz-Canel singao’ en varias provincias

‘Parece que va a estar dura la emulación interprovincial por la sede del 11J’, dice el periodista José Raúl Gallego.

Carteles contra Díaz-Canel en Camajuaní, Villa Clara, y Bauta, Artemisa. @EL_INGENIEROCU/TWITTER/LA HORA DE CUBA/FACEBOOK

Ecos de la protesta de los estudiantes de Camagüey por los apagones y las condiciones precarias en que viven en una beca universitaria se hicieron sentir el miércoles, esta vez en Manzanillo, Granma, donde un cacerolazo agitó la noche del miércoles entre gritos, otra vez, de «pongan la corriente, pinga».

Las imágenes de la protesta fueron publicadas por el periodista Mario J. Pentón en sus redes sociales, quien explicó que habló con la gente del barrio donde ocurrió la manifestación. Poco después del cacerolazo «les pusieron la electricidad».

«Vaya, Mario Pentón, ahí tienes. Aquí en la ciudad de Manzanillo se están tirando para la calle. Más de 12 horas sin corriente«, dijo una cubana no identificada que grabó el video.

En medio de la oscuridad se ve a un grupo de cubanos con cazuelas y algunos gritan la misma frase que a ritmo de conga corearon los jóvenes de la Universidad de Camagüey.

«Pues hoy la conga-protesta tocó en Manzanillo. A la media hora pusieron la electricidad. Esto es lo que hay y esto es lo que toca. Así es en el mundo entero. Si te maltratan, protestas. No pueden con un pueblo en las calles pidiendo lo mismo que hasta los propios policías y militares quieren. A los únicos que no se les va la luz es a los jerarcas y sus familiares y esos no tienen valor para salir a hacerle frente a nadie. Parece que va a estar dura la emulación interprovincial por la sede del 11J», consideró el periodista José Raúl Gallego en su perfil de Facebook.

El descontento por los apagones también se hizo patente en los pueblos de Bauta, Artemisa, y Camajuaní, Villa Clara, donde aparecieron pintadas en paredes públicas con la frase de «Díaz-Canel singao».

Sobre el cartel aparecido en Bauta informó la revista independiente La Hora de Cuba. La frase fue escrita en las afueras del banco de la ciudad. Según una fuente del medio, que pidió no se revelara su nombre, «esto sucedió luego de que cortaran el fluido eléctrico en el lugar por segunda vez en el día. Se conoce, además, que el sitio del hecho se mantiene vigilado.»

El primer corte de electricidad ocurrió a las 9:00AM y se extendió hasta las 4:00PM, y más adelante, a las 9:00PM hasta las 10:30PM. «Diariamente los bautenses padecen los llamados apagones, como mínimo por cuatro horas, sin previo aviso. Esta situación se ha mantenido por prácticamente ya un mes», añadió el reporte.

Por otra parte, el usuario de Twitter @El_IngenieroCu publicó que el martes en Camajuaní quitaron la corriente de 12:00AM a 6:00AM el parque de la Iglesia de dicho municipio amaneció con el cartel contra Díaz-Canel.

«A este paso los pintores tendrán trabajo todo el tiempo», dijo el internauta, quien compartió la imagen de la pintada.

La agudización de la crisis energética que afecta a toda Cuba ha obligado a la Empresa Eléctrica de Matanzas a planificar apagones nocturnos desde este miércoles incluso para zonas de hospitales y pozos petroleros de esa provincia.

El periódico oficial Girón publicó que las averías o salidas por mantenimiento de importantes industrias generadoras de electricidad son las principales causas de la compleja situación en Matanzas. Por déficit en la generación no se dispone de suficiente energía para atender la demanda del sector residencial, tanto de día como de noche, añadió.

Los largos apagones están provocando interrupciones en los servicios de abasto de agua, pero también en los de telefonía móvil y fija en la provincia de Camagüey.

Según una nota publicada por el periódico local Adelante, estas interrupciones se deben a que las radiobases y los gabinetes que sostienen estos servicios agotan su respaldo de energía durante los apagones que duran más de cuatro horas.

Los prolongados apagones en Cuba se suman a la escasez de alimentos y otros productos de primera necesidad para hacer más precaria la vida cotidiana de las familias.

En Sancti Spíritus se han perdido miles de litros de leche en el Combinado Lácteo y las panaderías no abrieron el miércoles por falta de electricidad, declaró a Radio Televisión Martí el periodista independiente Adriano Castañeda.

«El hospital provincial Clínico Quirúrgico Camilo Cienfuegos está en una situación bien difícil, está habiendo apagones y no hay agua«, añadió el comunicador.

El activista Ramón Zamora, quien reside en la ciudad de Holguín, dijo que allí el malestar es enorme.

«Ya, prácticamente, lo que tenemos son pequeños alumbrones, y esto lo que genera es un descontento popular muy grande«, añadió.

También en Bayamo, Granma, han protestado los residentes por los apagones y la escasez de alimentos, afirma Emiliano González. 

«La gente protesta, también gritan en las noches en plena oscuridad, para no ser identificados, consignas en contra del Gobierno y sus dirigentes«, contó el campesino, que sufrió un apagón toda la noche del martes en su zona.

Daniel Alfaro, residente en San Antonio de los Baños, dijo: «En cuanto empezaron los apagones anoche, aquí, a dos cuadras de mi casa, hay una tienda en moneda libremente convertible (MLC) a la que le lanzaron piedras».

Mientras, en la capital pinareña, están ocurriendo toques de cazuelas durante los apagones, informó el activista José Rolando Cásares.

«Ya hay cacerolazos porque va en aumento el tiempo de los apagones. Ya los cortes de electricidad superan las nueve horas consecutivas. Incluso, ante las quejas de la población, (las autoridades) han tomado la medida de desconectar los teléfonos de atención a la población en la empresa Unión Eléctrica», denunció Cásares.

El martes, Miguel Díaz-Canel prometió una solución, aunque «lenta», a la «situación tan adversa» en Cuba en una reunión en la que recurrió a varias consignas para abordar la crisis energética e intentar aplacar el malestar del pueblo por los continuos apagones y los cuestionamientos que desde dentro de la sociedad se están haciendo a la cúpula de poder.

«Tenemos que estar pendientes a cualquier insatisfacción de la población para de inmediato atender, explicar, argumentar y, donde se pueda, resolver. Nosotros tenemos que ganar siempre con la verdad», dijo Díaz-Canel.

«Tenemos la convicción de que siempre vamos a vencer, aun en la peor de las situaciones; tenemos capacidad y lo vamos a hacer«, prometió.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%