La fiscal general de Florida investigará las presuntas ilegalidades de Supermarket23, que opera en Cuba

Este es uno de los comercios digitales que vende a precios prohibitivos productos cubanos ausentes de las tiendas físicas de la Isla.

Medicamentos y alimentos, dos de las «ofertas» de Supermarket23. SUPERMARKET23/FACEBOOK

La activista cubana Salomé García Bacallao recibió respuesta de la oficina de la fiscal general de Florida, Ashley Moody, a una solicitud que hiciera para que se abra una investigación sobre la tienda online Supermarket23 registrada en Miami. El comercio digital vende a precios prohibitivos productos cubanos ausentes de las tiendas físicas de la Isla

En un documento que da acuse de recibo a García Bacallao, la mencionada oficina dice que la información proporcionada ha sido compartida con la División de Protección al Consumidor de la Procuraduría General y además anuncia que se investigarán las presuntas operaciones fraudulentas de Supermarket23. 

La activista presentó su petición a inicios de este mes de julio con el objetivo de esclarecer las posibles ilegalidades y violaciones al embargo de Estados Unidos por parte de esta empresa, detrás de la que aparecen nombres vinculados con la cúpula del poder en Cuba.

Entonces, García Bacallao pidió a los residentes en Florida denunciar el comercio digital, «sobre todo si Supermarket23 les ha fallado alguna vez en entregar productos en Cuba, que además es frecuente».

Cubanet reveló recientemente los lazos existentes entre Supermarket23 y la empresa Alcona, parte del grupo Flora y Fauna, que administra el viejo comandante de la Revolución Guillermo García Frías

Esta plataforma ofrece más de 1.000 productos, desde carnes y helados hasta artículos de higiene, limpieza o medicamentos, que no se encuentran en las tiendas físicas cubanas, para enviar a prácticamente todos los municipios del país.

Además de Supermarket23, existe más de una veintena de negocios de este tipo, aparte de emprendimientos que hacen envíos desde países específicos a la Isla, con una oferta menos abundante y una logística frágil. Todos prometen lo mismo: proveer a tu familia de aquello que las autoridades locales, que administran casi todo lo que se produce en Cuba, no son capaces de poner a su alcance.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%