La activista Anamely Ramos intentará volver a volar a Cuba este domingo

‘Ahí se evidenciará de nuevo, si Cuba no me deja viajar, que es un mecanismo que se activa en el minuto último del viaje’, dijo.

Aanamely Ramos durante una de sus protestas en Miami. A. RAMOS / FACEBOOK

La profesora y curadora de arte cubana Anamely Ramos volverá a intentar abordar un vuelo de American Airlines hacia Cuba este domingo después que el pasado 16 de febrero la aerolínea le impidió viajar debido a una presunta prohibición de embarque emitida por La Habana.

En un video en directo desde Miami, donde se encuentra varada la también activista, anunció que «mañana yo voy al aeropuerto de nuevo a las 10:00AM para intentar irme a Cuba».

«Ahí se evidenciará de nuevo, si Cuba finalmente no me deja viajar, que es un mecanismo que existe, que se activa justamente en el minuto último del viaje y que es Cuba quien lo hace», alertó.

Ramos indagó con agentes de la aerolínea y de un agencia de viajes que le indicaron que podía reprogramar su vuelo, cosa que hizo para el 27 de febrero.

«Aquí lo que se está evidenciando no es solo la complicidad de American para violar un derecho humano como es mi derecho a regresar, sino también la falta de transparencia en este asunto», señaló, tras explicar que deberá esperar si se mantiene firme la restricción de acceso a la Isla y que «se activa en el minuto último del viaje».

«Si me dejan viajar, igualmente es Cuba quien lo hace, porque si no tiene menos sentido todavía que antes American no me haya dejado viajar y que ahora sí lo haga, mágicamente, por la bola mágica de la dictadura que hace así y chasquea los dedos y todo el mundo responde al minuto», ironizó.

Desde que Ramos fue impedida de regresar a Cuba, ha sostenido varios días de protesta en áreas públicas de Miami y protagonizado protestas en las que ha evidenciado la impunidad de la que goza el régimen cubano para expatriar personas a pesar de las leyes internacionales e incluso de la lógica.

«La primera violación del derecho humano de regresar va a traer la violación de otros derechos que tienen que ver conmigo, como es que no tengo vivienda en este país, no tengo residencia, voy a quedar en un situación de ilegalidad inminente y a eso me está arrojando Cuba, American, y EEUU va  quedarse con ese problema. (…) Por lo tanto, sí es un problema migratorio de EEUU, porque yo estoy aquí».

«Cuba está haciendo esto porque quieren silenciar a todas las voces incómodas (…) y lo quieren hacer con impunidad», subrayó.

«Esto es inédito en el mundo. Solo una dictadura como Cuba hace una cosa como ésta», señaló.

Adelantó que va a mantener su protesta, y a «tensar la cuerda hasta donde más pueda». «Por el momento, mañana voy y a partir de lo que pase vamos a tomar las próximas decisiones. Los que quieran ir, vayan, yo voy a estar allí».

Ramos, miembro del Movimiento San Isidro (MSI) y parte del plantón en su sede en La Habana a fines de 2020, salió de la Isla en enero de 2021 para proseguir sus estudios de doctorado en Antropología en la Universidad Iberoamericana (IBERO) en México.

Además asistió a la inauguración de una exposición de arte contemporáneo de Cuba y Venezuela en el Museo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), organizada por la Fundación Víctimas del Comunismo, y desde entonces ha participado en manifestaciones para exigir la libertad de los presos políticos cubanos.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%