Joven cubano incita a su generación para que no vayan al Servicio Militar

Anuncios

Rubio Sosa, quien se niega a cumplir el Servicio Militar Obligatorio (SMO) en Cuba, ha sido detenido dos veces en menos de una semana, por su postura crítica con el gobierno

El joven cubano de 18 años, Osmel Rubio Santos, residente en el municipio Cotorro, La Habana, llamó a los de su generación para que se manifiesten contra el régimen que impera en la isla.

Rubio Sosa, quien se niega a cumplir el Servicio Militar Obligatorio (SMO) en Cuba, ha sido detenido dos veces esta semana, por su postura crítica con el gobierno.

La última detención tuvo lugar ayer, cuando el joven se presentó junto a su mamá en el área de reclutamiento ubicada en el policlínico del municipio habanero del Cotorro, para manifestar «que no iba a empuñar las armas a favor del régimen comunista de Cuba».

Este activista por los derechos humanos contó a ADN Cuba que al encontrarse con otros 40 jóvenes en el policlínico, comenzó a incitarlos para que hicieran lo mismo que él.

«Ahí yo empiezo a incitar a los demás jóvenes para que hagan lo mismo que yo. Les dije: Ninguno de los jóvenes que están aquí quieren pasar el Servicio Militar, porque el pueblo clama por comida, no por armas repito», relató a la revista.

Posterior a sus arengas, fue arrestado por dos agentes de la Seguridad del Estado, y conducido hasta la unidad policial del Cotorro.

Durante los interrogatorios, le cuestionaron sus visitas a casa de los opositores Ángel Moya y Berta Soler y le prometieron que lo convocarían de nuevo para el Servicio.

«Aunque me torturen como en los tiempos de Batista voy a seguir en contra de la dictadura cubana, les dije», añadió.

El pasado 1 de septiembre, jóvenes de toda Cuba fueron llamados para iniciar la preparación básica en el Servicio Militar activo.

En esos días, Rubio Santos, de 18 años, entregó una carta en el Comité Militar de municipio Cotorro negándose a pasar el servicio militar bajo el régimen cubano.

En la misiva expresó su decisión de no empuñar las armas para defender a la dictadura.

El joven es activista de derechos humanos y se ha mantenido en contacto con Angel Moya y Berta Soler, razón por la que la Seguridad del Estado lo ha increpado para que abandone sus vínculos con la oposición, y no visite la casa donde sesiona la sede de las Damas de Blanco.

Tomado De ADNCUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.