Fuga de César Prieto no alarma ya a nadie, reconoce periodista castrista

La periodista castrista afirma que no existe ninguna forma para obligar o motivar a que los peloteros cubanos dejen de desertar, como reconociendo las pésimas condiciones que existen en el país, mismo que no les ofrece ningún futuro a los jóvenes.

César Prieto es uno de los prospectos cubanos más codiciado en la MLB. Foto: Radio Rebelde

La deserción de peloteros cubanos se ha vuelto ya una constante que parece no alarmar a nadie. Así lo asegura el periodista castrista Elsa Ramos, quien intenta revestir de indiferencia la rabia del castrismo ante la deserción del pelotero cubano César Prieto, quien huyó del equipo Cuba apenas pisó territorio estadounidense.

“Aunque ya no debía alarmar por lo reiterado del hecho a lo largo de la historia de la pelota cubana, resultó, de todas maneras, la noticia de las últimas horas”, inicia la periodista en su artículo publicado en Escambray.

Como buena defensora del comunismo, indicó que la deserción de peloteros cubanos hacia Estados Unidos se debe a que existen “disposiciones legales que lo permitan” y no a la falta de condiciones para los deportistas en Cuba, las pocas oportunidades o el hambre que pasan sus familias.

Reconoce, sin embargo, que los peloteros cubanos huyen de Cuba para alcanzar sus sueños de militar en las Grandes Ligas.

César Prieto tras llegar a EEUU. Foto: Facebook

Intenta atacar a César Prieto por su decisión de buscar un futuro mejor, afirmando que “abandonó a sus compañeros” en el instante que pudo. Culpa por supuesto al Gobierno de los Estados Unidos, específicamente a la antigua administración de Donald Trump, de impedir el acuerdo entre la Federación Cubana de Béisbol y la Major League Beisbol (MLB).

Pero la decisión de EEUU sobre este acuerdo sobrevino luego de saberse las sumas millonarias que el castrismo se estaría embolsillando por cada uno de los peloteros firmados por la MLB.

César Prieto llegando a EEUU. Foto: Facebook

“En el maremoto de opiniones que genera la fuga de César, algunos hablan de revisar a fondo la conformación de los equipos, como si fuera posible adivinar qué pasa por la mente y la intención de cada jugador, mucho menos en tiempos en que las tecnologías vulneran cualquier intento de control”.

Por último, la periodista castrista afirma que no existe ninguna forma para obligar o motivar a que los peloteros cubanos dejen de desertar, como reconociendo las pésimas condiciones que existen en el país, mismo que no les ofrece ningún futuro a los jóvenes.

TOMADO DE CUBANOSPORELMUNDO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.