No solo se aprovecharán las tripas, sino que la crisis obliga al régimen a emplear soluciones como esta de producir de jabón de lavar con grasa de vacas.

La falta de recursos financieros para adquirir en el mercado internacional materias primas, está obligando al régimen a recurrir a soluciones como la que reseña este 24 de septiembre a través de un artículo en su página web la emisora estatal Radio Nuevitas: producción de jabón de lavar con grasa de vacas.

Recordemos que la escasez de ese producto es algo que persiste desde 2019, y que a principio de este año las autoridades de la isla reconocieron que tenían dificultades para mantener un suministro estable a la población.

En su texto Radio Nuevitas hace referencia a las distintas producciones, sobre todo las alimenticias, que lleva a cabo la Unidad Empresarial de Base (UEB) Comercializadora Ganadera Terso en la provincia de Camagüey.

Según la emisora, esa UEB, perteneciente a la Empresa Pecuaria Maraguán, tiene como su principal renglón el sacrificio de ganado menor y mayor “para la venta con diversos destinos, incluyendo al mercado en divisas, a los propios trabajadores, y de manera minorista”, pero en los últimos meses se ha visto obligada a diversificar sus producciones debido a la crisis.

Yondris Álvarez Botey, director de la entidad, en conversación con Radio Nuevitas explicó que en los últimos meses se han visto obligados a reducir los gastos y sustituir importaciones, y a diseñar nuevas estrategias: la elaboración de alimento para los animales de la propia empresa y la comercialización a terceros, algo que antes no hacían, pues los productos para la fabricación de pienso se los expendían a cooperativas.

Refirió que más allá de la alimentación, la industria ha incorporado nuevas producciones. Una de ellas es la que realizan a partir del cebo del deshuese -específicamente con 250 kilogramos y otras materias primas como sosa cáustica (Hidróxido de sodio)-, con la que elaboran más de 800 pastillas de jabón para lavar.

El funcionario explicó además que la actual crisis económica por la que atraviesa el país ha limitado aún más la adquisición de materias primas, por lo que han tenido que buscar alternativas como la sustitución de harina de trigo por la de arroz. Hay que sumar a todo esto la obsolescencia del equipamiento con el que laboran.

Recordemos que desde el 2018 Cuba está sumergida en una profunda crisis económica que ha impedido al régimen adquirir en el mercado internacional muchas materias primas, entre las que se encuentran las necesarias para la producción de jabones, lo que ha provocado escasez de ese producto en el mercado interno

Tomado De ADNCUBA

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.