Actualidad, acontecimientos y lucha continua por una Cuba Libre
RegistrateInicia Sección

El dinero de las recargas podría emplearse para comprar productos y pagar servicios

ETECSA recibe permiso del Banco Nacional para convertir el saldo móvil en dinero electrónico (Foto: Periódico Cubano)

La estatal Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (ETECSA) recibió una licencia por parte del Banco Nacional (BCC) para transformar el saldo móvil en dinero electrónico, de modo que sus clientes puedan pagar por esta vía algunos servicios.

Esta estrategia empresarial, unida al actual sistema de recargas telefónicas, podría convertirse en otra forma de envío de remesas directas desde varios países a Cuba, incluido Estados Unidos.

Según reveló el sitio independiente El Toque, el BCC otorgó una licencia a ETECSA para funcionar como entidad no financiera y ofrecer servicios de cobro y pago a través de un monedero móvil “como parte de la operatoria de la plataforma Transfermóvil, asociado a la línea celular contratada, que opera en pesos cubanos”.

Los ingresos de dinero al monedero móvil podrán ser originados desde el saldo telefónico y las tarjetas magnéticas asociadas a cuentas bancarias.

La resolución del Banco Central aclara que el dinero virtual del monedero móvil podrá usarse para compras de comercios en los que esté habilitada la plataforma Transfermóvil, para transferencias entre monederos móviles y en envíos hacia cuentas de banco.

De esta forma, el saldo principal de una recarga móvil podría transferirse primero hacia el monedero móvil y luego hacia una cuenta con tarjeta magnética para ser extraído en efectivo desde los cajeros automáticos.

La nota aclara que entre los requisitos que exige el Banco Central a ETECSA para la entrada en funcionamiento del monedero móvil está la disposición de la infraestructura requerida. Además, se estableció para el monedero un saldo máximo de 5.000 pesos y un límite a las transacciones de 1.500 pesos cubanos.

Entre julio y septiembre de 2020, el Departamento de Estado de Estados Unidos sancionó gravemente a la corporación multinacional de finanzas y seguros American International Services (AIS) y a la compañía Western Union (WU) por gestionar remesas en divisas para las empresas militares cubanas.

Esto significó una reducción grave de la entrada de MLC en bruto a la empresa estatal FINCIMEX, la cual recibe divisas y entrega a los ciudadanos CUP o MLC solo funcional para la compra de artículos en ciertos establecimientos.

Todo ello representa un agravamiento de la crisis inflacionaria cubana que, según recomendaciones del Club de París, pudiera contenerse en algo si se devaluara el peso a un valor aproximado de 40 o 50 CUP por dólar.

TOMADO DE PERIODICOCUBANO

Share This
A %d blogueros les gusta esto: