Huelguistas en San Isidro

El artista y activista cubano Yasser Castellanos, quien abandonó la huelga de hambre que estaba haciendo en la sede del Movimiento San Isidro, declaró que “es duro ser testigo de vidas que comienzan a apagarse”, refiriéndose al resto de los huelguistas que cada día se desgastan físicamente.

“No estoy viendo imágenes de internet. No necesito tocar el móvil, basta con levantar la vista para ver a un valioso ser humano que languidece en medio de una huelga de hambre”, dijo Castellanos.

“Tres de ellos han sobrepasado las 72 horas de no ingerir siquiera agua. He participado en el registro de su presión arterial y el peso corporal. Es duro ser testigo de vidas que comienzan a apagarse, que se consumen en ese último recurso como reclamo de justicia”, agregó.

El activista dijo además que produce una profunda tristeza ver esa determinación de acabar con sus propias vidas mientras se pregunto qué es lo que este pueblo decidirá hacer.

“Quiero creer que no los dejarán morir. No sé cómo podríamos continuar con esa herida en nuestras almas”, dijo.

“Cubanxs, va a suceder lo que determinemos con nuestro silencio, o nuestra acción”, añadió.

Este jueves Yasser Castellanos y Humberto Mena (el Joker) abandonaron este jueves la huelga de hambre que llevan a cabo en el local del grupo en la calle Damas 955.

Castellanos comenzó a sentir malestares, vómitos y fatiga.

“Finalmente decidí empezar a ingerir alimento, recuperarme y contribuir con un cuerpo más sano, algo que mis compañeros van a necesitar más y más conforme vayan pasando las horas… Van a necesitar más y más de TODOS NOSOTROS…”, dijo Castellanos.

En estos momentos Luis Manuel Otero Alcántara, Maykel Osorbo y el periodista independiente Esteban Rodríguez se encuentran ya “muy débiles” en su tercer día de huelga de hambre y sed.

“Los que saben dicen que una persona así no sobrevive más de 10 días”, dijo Iliana Hernández, periodista de CiberCuba que se encuentra en huelga de hambre.

“Yo estoy aquí y lo estoy viendo, nadie me lo está contando, sus vidas corren peligro, la dictadura los dejará morir, pero de ustedes depende que no sea así. Por favor, cubanos, no nos dejen morir”, dijo

La huelga de hambre tiene el fin de exigir que el gobierno cubano cierre las tiendas en Moneda Libre Convertible, libere a Denis Solís y devuelva los suministros y el dinero que le robaron a la vecina Daylys Bandera cuando les iba a abastecer de alimentos.

Tomado De CIBERCUBA

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.