El régimen cubano se ensaña con Luis Robles, pero su madre ‘está puesta’

‘Ya comencé y no paro hasta que Luis Robles esté en la calle. Esa es mi posición’, dice Yindra Elizastigui.

El preso político cubano Luis Robles. YINDRA ELIZASTIGUI/FACEBOOK

Yindra Elizastigui, la madre del preso político cubano Luis Robles, ha denunciado en las redes que la dictadura se ensaña con su hijo. Según las leyes penales, los reos primarios condenados a menos de cinco años, como es el caso de Robles, tienen derecho a que su cárcel sea sustituida por una sanción más leve al llegar a la tercera parte de la misma. Luis Robles lleva ya 18 meses preso; es decir, que ya merecería, al menos, ese derecho. Pero también piensan negárselo.

«Los encargados de presentar la solicitud a la mínima son el reeducador y el jefe de la unidad donde está Luis —nos explica Landy, su hermano—. Mi madre fue a averiguar a 15 y K y allí fue donde le informaron del proceso. Ella se reunió con el jefe de la unidad donde está Luis y este le informó que Luis no tiene derecho a la mínima porque ha violado varias veces las leyes del penal, recibiendo llamadas internacionales para denunciar los abusos y maltratos a los cuales ha sido sometido«.

Yindra Elizastigui ha aumentado su presencia en las redes para abogar por su hijo. En el mes de junio colgó una directa en un nuevo perfil de Facebook donde explica que hasta la fecha se había mantenido con un perfil bajo porque pensó que Robles estaría sancionado por poco tiempo. Pero ya se cansó.

«A partir de ahora voy a ser la voz de Luis Robles Elizastigui. Cada vez que mi hijo me diga que lo han maltratado, que han hecho con él aberraciones que no se deben hacer a un ser humano, lo voy a denunciar. Sé que mi vida a partir de ahora va a cambiar mucho. Quizás hasta me quede sin trabajo, aun siendo la persona que mantiene mi hogar, con tres niños menores de edad. Pero no me importa porque ese que está allí es mi hijo. Comencé ayer y ahora no me voy a callar«.

Interrogada sobre la decisión que ha tomado, la trabajadora de la Vivienda nos dice: «Yo estoy preparada para lo que sea. Si por mi hijo tengo que dejar mi trabajo, dejo mi trabajo, porque la prioridad que yo tengo en mi vida es la salud de mi hijo y el bienestar de mi hijo. Yo estoy aquí, ya comencé y no paro hasta que Luis Robles esté en la calle. Esa es mi posición».

Luis Robles se encuentra en estos momentos en la prisión de máxima seguridad Combinado del Este, en la sección de los «pendientes», a pesar de que ya tiene una sentencia firme desde junio. Todo por caminar por el Bulevar de San Rafael con un cartel que decía «Libertad» en 2020.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%