El Movimiento San Isidro relanza una propuesta de ‘Diálogo Nacional’ y se desata la polémica

‘La gente no se ha detenido a leer los principios de la propuesta, que son muy claros’, señala la coordinadora internacional del MSI, Yanelys Núñez Leyva.

Integrantes del Movimiento San Isidro. MSI/FACEBOOK

El Movimiento San Isidro (MSI) anunció el relanzamiento de su campaña de Diálogo Nacional, la cual ha recibido numerosas críticas por parte de activistas que dicen no estar de acuerdo argumentando que es importante dar prioridad a otros temas, como el de los presos políticos.

Pese a que el llamado Diálogo Nacional no es una petición dirigida a las autoridades cubanas, sino que propone una plataforma de comunicación y debate entre diferentes grupos de la oposición y la sociedad civil, buena parte de sus críticos usan como argumento que «con la dictadura no se dialoga».

«Hoy inicia la segunda fase del Diálogo Nacional para visibilizar propuestas de la sociedad civil y grupos de oposición que desean un proceso hacia una Cuba democrática. A través de estos DiálogosParaElCambio fundaremos un hogar nacional que sea de todas, de todos y para nuestro bien», informó el MSI en sus redes sociales el pasado 2 de marzo.

Entre quienes cuestionó la iniciativa estuvo la activista cubana Salomé García Bacallao, quien dijo no entender que se retome la «impopular campaña» del MSI cuando «dos de sus integrantes de más influencia presos y uno incomunicado».

El activista del MSI Michel Matos, uno de los organizadores de la campaña, contestó que «dialogar es una urgente necesidad entre cubanos, pues la intolerancia y el irrespeto es lo único que ha primado últimamente. Dialogar, aprender a hacerlo escuchándonos, lo veo como prioritario en la formación cívica nacional, y quien quiera entender que estamos buscando dialogar con tiranos para lavarles la cara, pues esa persona necesita regresar a la escuela básica donde se aprende a leer e interpretar».

«Estamos justamente buscando incidir en eso que tú llamas desconfianza entre grupos de oposición, que la gente explique y diga aquello que quiere y espera para el futuro, y que los que pretendan hacer política en el futuro, pues que los escuchen. La campaña tiene ahora mismo 30 vídeos que irán saliendo en las próximas semanas donde gente común o de grupos de oposición (en la Isla y el exilio) despejan dudas sobre planes de reconstrucción futura de la Isla», agregó el activista en el debate con García Bacallao

Además, Michel Matos explicó que antes de lanzar los videos lo colegiaron con unas 40 organizaciones de oposición, las que coincidieron «en lo importante de hacerlo justo ahora cuando más intolerancia se observa entre quienes deberían ser aliados».

Sin embargo, la polémica también se extendió dentro de la organización, pues el periodista Héctor Luis Valdés Cocho, miembro del MSI, dijo que no participaría en el Diálogo Nacional al no creer prudente que en el momento actual «se tome otra iniciativa que no sea la de un cambio de sistema político y la liberación de cada uno de los hombres y mujeres que se encuentran sufriendo injustas condenas».

«Un diálogo con la sociedad civil independiente es algo que en su momento debemos realizar, pero creo que primeramente debemos priorizar otras cosas que no estamos priorizando», añadió el periodista.

La humorista Cuquita la Mora, por su parte, realizó un sketch satirizando la propuesta del Diálogo Nacional, que también ha recibido numerosas críticas de influencers como es el cubano Alex Otaola, que calificó de «indignante» la campaña del MSI.

La coordinadora internacional del MSI, Yanelys Núñez Leyva, dijo a DIARIO DE CUBA que «como ya había experiencia desde la primera fase del diálogo nacional, sabíamos que podía despertar polémica, porque simplemente usábamos el mismo término, pero la gente no se ha detenido a leer los principios de la propuesta, que son muy claros».

«En esta segunda fase compartiremos información sobre los proyectos, colectivos y grupos de la oposición cubana no solo con los cubanos que están en la Isla, sino también con los que están fuera. Nuestro objetivo es incentivar el encuentro, puntos de consenso, ver qué opina el otro, qué nos acerca», añadió.

Por el momento, en la página web de la organización se pueden ver varios videos en los que figuras de la sociedad civil cubana, como el huelguista de San Isidro Abu Duyanah, el cineasta Alain Dueñas, el poeta Ariel Maceo, el escritor Armando Añel, el músico David D Omni y el actor Alberto Pujol dan sus opiniones sobre la Cuba del futuro.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%