El Gobierno cubano desea vender a Bielorrusia sus vacunas contra el Covid-19

Mientras La Habana utiliza a sus vacunas para hacer propaganda, continúa recibiendo donaciones de material sanitario para aliviar la escasez en la Isla.

Encuentro entre funcionarios de Cuba y Bielorrusia. MINISTERIO DE SALUD DE BIELORRUSIA

El Gobierno cubano presentó este viernes a Bielorrusia sus tres vacunas de producción local en una reunión en Minsk entre el embajador de la Isla, Juan Valdés, y el director del Centro de Exámenes y Peritajes Médicos (CEPM) del país euroasiático, Dmitry Grinko, informó el portal estatal Cubadebate.

De acuerdo con la información oficial, el motivo del encuentro, además de la presentación de las fórmulas Abdala, Soberana 02 y Soberana Plus, fue «profundizar las formas de colaboración médica bilateral».

Otro punto en la agenda fue la discusión de temas para poder utilizar medicamentos y dispositivos médicos producidos en los dos países, informó EFE.

«Hubo un intercambio de información sobre los enfoques para la regulación y las reglas para el registro de medicamentos y dispositivos médicos, incluso en las condiciones de Covid-19«, señaló Grinko.

Cuba ya exporta sus vacunas a países como Irán, Venezuela, Vietnam y Nicaragua. Además, en México y algún otro país ya se aprobó la utilización de Abdala para uso de emergencia.

Las tres vacunas cubanas tienen una eficacia superior al 90 %, según las autoridades cubanas, aunque estas cifras no han sido confirmadas por expertos externos independientes.

Cuba ha solicitado a la Organización Mundial de la Salud (OMS) que autorice sus vacunas, pero sigue sin entregar la documentación requerida.

Las autoridades sanitarias cubanas afirman que el 88 % de los 11,2 millones de habitantes del país —entre ellos 1,8 millones de menores de entre dos y 18 años— ha recibido la pauta completa de inmunización con alguna de las tres vacunas contra la Covid-19 creadas en la Isla.

Sin embargo, a pesar de la amplia campaña propagandística que ha desarrollado el Gobierno cubano alrededor de sus vacunas, la población de la Isla apenas tiene acceso a medicamentos y material sanitario debido a la severa crisis económica que atraviesa el país.

Por ese motivo numerosos gobiernos aliados han enviado donaciones de insumos médicos a la Isla, como fue el reciente caso de Hungría, que envío a La Habana este viernes un donativo valorado en 185.542 dólares, compuesto por 100.000 macarillas KN95, informó el diario estatal Granma.

Bruno Rodríguez, ministro de Relaciones Exteriores, dijo en Twitter a inicios del año que «desde 40 países, connacionales residentes en el exterior y amigos solidarios realizaron 135 donativos en 2021, en su mayoría insumos y equipos médicos para inmunización y lucha contra el Covid-19«.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%