“La propia labor que realizan, se encuentran expuestos a los riesgos”, declaró Rivero Abella, director provincial de Salud

Policlínico en Sancti Spíritus 

a crisis sanitaria desatada por el coronavirus parece haber penetrado las altas esferas del Partido Comunista de Cuba (PCC). En los últimos días, varios cuadros han dado positivo a la pandemia. Entre ellos, Julio Jiménez López, primer secretario del municipio cabecera de Sancti Spíritus, y Orelvis Rodríguez, titular de Salud de la misma ciudad.

Según explicó el diario Escambray, los dos funcionarios se encuentran asilados y sus respectivas fuentes de infección, bajo investigación. Asimismo, se indicó que las cuadras donde residen han sido puestas bajo cuarentena.

“La propia labor que realizan, se encuentran expuestos a los riesgos, al tener que visitar los centros de aislamiento, los puntos de contención, entre otros lugares donde pueden existir personas contagiadas”, declaró al medio oficialista Manuel Rivero Abella, director provincial de Salud.

A través de un intercambio telefónico con el rotativo, Jiménez López aseguró sentirse bien y estar respondiendo al tratamiento médico diagnosticado. Por otra parte, el portal 14ymedio pudo confirmar que algunos familiares de este dirigente —su esposa e hija de 12 años— también contrajeron la enfermedad. Mientras que más de un centenar de contactos han sido sometidos a cuarentena, por sospecha.

Contexto del coronavirus

Al cierre del pasado domingo, el Ministerio de Salud Pública (MINSAP) registró 45 nuevos casos de coronavirus y dos fallecimientos. Con esta actualización se eleva a 5.457 el total de infectados y a 122, la cifra de decesos desde el inicio de la pandemia.

A la par, permanecen ingresados bajo vigilancia clínica-epidemiológica 8285 pacientes: 6.370 son monitoreados, 1.333 sospechosos y 582 confirmados. De este último grupo, 575 (el 98,7%) presenta una evolución clínica estable, tres se encuentran en estado crítico y cuatro están graves.

Las dos más recientes víctimas mortales del coronavirus —una mujer y un hombre, entre los 48 y 68 años de edad— eran residentes de Ciego de Ávila, capital de la provincia homónima. Uno padecía de hipertensión arterial, diabetes y cardiopatía isquémica. Mientras que el segundo caso, había sido diagnosticado en julio con leucemia linfoide aguda. “Lamentamos profundamente lo ocurrido y transmitimos a sus familiares y amigos las más sentidas condolencias”, indicaron las autoridades sanitarias.

Tomado De Periodicocubano

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.