EEUU: el régimen de Cuba politiza la muerte de los migrantes en Bahía Honda

‘Si desea reducir la migración irregular, debe abordar sus políticas económicas fallidas y poner fin a la represión de sus ciudadanos’, dice el Departamento de Estado.

Unidad naval de las Tropas Guardafronteras de Cuba. PRENSA LATINA

El Departamento de Estado de EEUU acusó al régimen de Cuba de politizar el hundimiento de la lancha con migrantes que habría sido embestida por un barco de las Tropas Guardafronteras de la Isla cuando intentaban llegar a EEUU en aguas al norte de Bahía Honda, Artemisa.

Después que La Habana responsabilizara a EEUU por lo ocurrido, Washington aseguró que si el régimen de la Isla «desea reducir la migración irregular, el Gobierno cubano debe abordar sus políticas económicas fallidas y poner fin a la represión de sus ciudadanos en el país».

Un vocero no identificado que habló con el canal América TV dijo que «es lamentable que los funcionarios cubanos politizaran este trágico incidente para criticar la política estadounidense. Como ilustran estas muertes, la migración irregular pone a los migrantes, incluidos los niños, en situaciones muy peligrosas».

«A medida que seguimos trabajando para expandir vías de migración seguras y legales para los cubanos, advertimos nuevamente a todos que no intenten una migración irregular peligrosa y, en ocasiones, mortal», añadió el vocero.

El Departamento de Estado envió su «más sentido pésame» a las familias de las personas fallecidas y aseguró que está «recopilando información» e «investigando» las circunstancias que rodearon «este trágico incidente», reportó América TV.

«Como hemos dicho en numerosas ocasiones, Estados Unidos seguirá dando prioridad a nuestro apoyo a los derechos humanos y al bienestar político y económico del pueblo cubano», apuntó el vocero del Departamento de Estado.

La tragedia en Bahía Honda ha supuesto hasta la fecha siete muertos, incluyendo una niña de apenas dos años. 

«Nos montamos en la lancha y cuando salimos él [conductor de la lancha] disminuyó la velocidad porque se vio cerrado por todos lados, porque también venía otra lancha más. Cuando nosotros le pasamos por al lado, él [un guardafronteras] dijo: ‘Ahora los voy a partir al medio’, y después nos embistió y la partió al medio», denunció Diana Meizoso, madre de la menor y sobreviviente al naufragio, a Radio Televisión Martí.

«Hubo ahogados. Mi niña estaba ahí también, se ahogó. Se dio muchos golpes. Yo también. Mi hermano que estaba ahí; mi cuñada, que está embarazada, igual. Ahí todo el mundo recibió golpes», aseguró.

«Tiraron los salvavidas porque se los pedimos, y porque la gente se estaba hundiendo, agarrados a los trozos de lancha que también se estaban hundiendo. Y prácticamente no nos ayudaron en nada a subir. Hubo que pedirles a gritos que nos ayudaran», relató.

Los medios oficiales cubanos, que no han entrevistado a ninguno de los sobrevivientes de los hechos, se han referido a un «suceso con desenlace fatal», lo han calificado de tráfico humano y han dicho que es «consecuencia de la política hostil y cruel del Gobierno de Estados Unidos».

Por su parte, el senador republicano por Florida, Marco Rubio, señaló en Twitter que el hundimiento de la lancha de Bahía Honda «es un claro recordatorio de la naturaleza vil del régimen criminal de Castro/Díaz-Canel.»

El político estadounidense llamó a la Administración Biden a «responsabilizar al régimen y exigir justicia para las víctimas que fallecieron en busca de la libertad.»

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) denunció en un comunicado que «estamos ante un procedimiento contrario a los principios y prácticas aplicables a los migrantes y refugiados» y pidió «una investigación de la Organización Marítima Internacional (OMI), en coordinación con la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), y la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR)».

«No es la primera vez que el Gobierno cubano utiliza estos métodos violentos para impedir la salida del país de cubanos, siendo el ejemplo más grave el hundimiento del remolcador 13 de Marzo en 1994″, añadió el OCDH.

Cuba vive el peor éxodo de su historia. En el último año fiscal, más de 235.000 cubanos llegaron a las fronteras de Estados Unidos por diversas vías, mientras que cientos intentan alcanzar las costas de ese país vía marítima. Solo en el mes de octubre la Guardia Costera estadounidense detuvo a 37 cubanos como promedio diario.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%