as tres niñas anhelan vivir en una casa digna, bajo un techo que las proteja y dormir en una cama

Junto a sus tres hijas, esta madre cubana está durmiendo en el suelo sobre unos cartones

La Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), publicó un video este martes, de una madre cubana que está cansada de la miseria y las mentiras del régimen cubano, ya que vive en condición de damnificada desde hace ocho años tras el paso del huracán Sandy. Mientras que la dictadura le promete resolverle su caso, ella está durmiendo con sus tres hijas en el piso sobre unos cartones en una facilidad temporal en Santiago de Cuba.

La cubana que se identificó como Migdalia Figueroa dice que la tiranía castrista «no ha hecho nada», ni por ella, ni por sus hijas, pese a que ha puesto sus quejas ante todas las instituciones y autoridades posibles y alega que solo le hace falta ver al «puesto a dedo» Miguel Díaz-Canel para pedirle que mejore sus condiciones de vida.

Manifestó que, cuando expuso ante las autoridades un grave caso de chinchas, le pidieron que quemara todo. Está durmiendo con sus hijas en el piso en una facilidad temporal donde le entra el agua, sin camas o colchones ya que el régimen le dice que no hay nada para ella, lo que también incluye una vivienda.

«Tres menores de edad y nadie sabe darle solución todavía a mi caso. Yo necesito que tan siquiera se llenen de valor, pudor y dignidad y que no engañen más al mundo; porque soy una madre más, una cubana más que está cansada de ver los abusos y las atrocidades que se están cometiendo con el pueblo cubano, mientras dicen que aquí se garantizan los Derechos Humanos. ¡Cuba no respeta los Derechos Humanos!, porque esta es una violación grande que se le está haciendo a los niños, a las personas mayores, y no le dan solución a los problemas»,dijo la mujer enardecida mientras veía a sus hijas tiradas en el suelo.

Dijo que es necesario que se sepa en qué condiciones de vida está junto a su familia, mientras las cámaras mostraban la miseria en la que viven.

as pocas cosas que tienen se les llenan de agua cada vez que llueve

Aseveró que además, ha sido víctima de maltrato policial, quienes les han impuesto multas injustificadas, e incluso la han amenazado con encarcelarla y quitarle a sus hijas, por presuntamente hacer propaganda al exigir sus derechos.

«Ya yo no aguanto una mentira más, necesito que se resuelva mi situación, que se sepa, que se vea, que se enteren, porque todos los ejecutivos de Santiago de Cuba saben de mi caso»,

añadió la madre cubana.

Añadió que cuando va a la casa de los funcionarios castristas no le abren las puertas y se burlan de su situación y los señaló por falta de ética. Además, mencionó que por su crítica situación está a punto de cometer una locura, porque no soporta ver a sus hijas durmiendo en el piso en cartones mientras llueve, y no tiene dónde poner una cama, un colchón, ni nada.

Recordó que desde el 2012 está esperando una ayuda social por sufrir un derrumbe total tras el paso del huracán Sandy; sin embargo, han pasado más de ocho años y aún no se le ha dado una respuesta a su caso: «Todo el mundo se limpia las manos».

«Quisiera que miraran bien, las condiciones, y me digan si así se puede vivir en un país socialista (…) el televisor tuve que quitarlo sin saber si volverá a andar, está lleno de agua, se quedó en blanco y es el único equipo que tengo»,

dijo la mujer quien también mostró el deterioro de su ventilador.

Solo tienen un televisor que se dañó y un ventilador deteriorado

Cabe destacar que, por las críticas situación del espacio que ocupan y la humedad que impera, el suelo se mantiene húmedo, e incluso una de las niñas sufrió una caída por lo que sufrió heridas en el rostro.

La niña del medio también ofreció el testimonio donde dice que quiere tener una casa que tenga condiciones para vivir de manera digna, en especial donde tenga un techo que la proteja porque así no se puede vivir, ya que duermen en el piso con unos cartones y al otro día pasan ocho horas sentadas en una silla en la escuela.

Tomado De Cubanosporelmundo

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.