Cubanos detenidos en Ucrania dicen estar dispuestos a enfrentar a los invasores rusos

‘Le dijimos al director del penal que nos dieran fusiles AKM, que estábamos en disposición de pelear por esta patria porque íbamos a pelear contra el comunismo’, cuenta uno de los emigrantes.

Emigrantes cubanos retenidos en un centro migratorio en Ucrania. RADIO TELEVISIÓN MARTÍ

Al menos tres de los nueve cubanos que se encuentran retenidos en una prisión para emigrantes irregulares en la localidad de Nikoláyev, unos 200 kilómetros de Kiev, Ucraniamanifestaron su disposición de combatir a las fuerzas invasoras rusas.

«Le dijimos al director del penal que nos dieran fusiles AKM, que estábamos en disposición de pelear por esta patria porque íbamos a pelear contra el comunismo», dijo a Radio Televisión Martí Diosdeny Santana, activista de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

El joven opinó que conocía que Rusia está invadiendo a Ucrania sin motivos y por eso quería, junto a sus compañeros, pelear a favor del pueblo ucraniano.

«La única razón por la que el director no accedió es porque dijo que no hablamos ucraniano, y que eso sería un problema en el campo de batalla», dijo.

«Los guardias del penal nos dijeron que los rusos han rodeado la ciudad y que, en caso de que llegaran, aconsejaban colocar las manos detrás de la nuca y no hacer resistencia porque, de lo contrario, nos mataban», comentó por su parte José González, de 36 años, para quien «el estado mental» es su «peor enemigo».

Desde una de las ventanas del lugar de cautiverio han captado y compartido imágenes de la guerra con sus teléfonos móviles. En una de las secuencias, se observa a un avión de combate que identifican como de la fuerza aérea rusa, realizando maniobras de ataque cerca de la instalación, según publicó esta semana América Tevé.

Desde los dormitorios se sienten muy fuerte los estruendos de las bombas, de las explosiones, según describen estos cubanos, cuyo delito es haber ingresado a Ucrania de manera irregular procedentes de Rusia, con destino a Serbia.

«Nosotros vemos las cercas temblar, y tiembla esto aquí también. Usted se puede imaginar, enfermos de los nervios estamos todos», dijo Luis Alberto González, de 26 años, que dejó en Cuba a sus hijos y a sus padres.

«No les puedo decir la verdad, mis padres están viejos, capaz que yo le diga cualquier cosa y fallezcan por mi culpa, y tendría un cargo de conciencia más grande del que tengo. Pero lo que hice, lo hice por ellos», comentó.

Los cubanos han pedido a los medios que se hagan eco de la situación y, si es necesario, comenzar una campaña en favor de su libertad que les permita salir de Ucrania.

«No se pueden perder las esperanzas, lo último que se pierde es la esperanza», subrayó Diosdeny Santana.

Por el momento, se desconoce si Ucrania los dejará en libertad o los mantendrá retenidos en medio de las bombas y los cañonazos.

«Nosotros estamos en una guerra, los nueve cubanos. ¿Qué podemos pedir?», se preguntó Santana.

Además de Santana, José Antonio González Corrales y Luis Alberto González Pérez, están retenidos en el centro migratorio ucraniano Luis Miguel Reyes Romero, María Fernanda Morejón Ramírez, Yosiel Hernández Ramírez, Raicel Cedeño, Iris Dali Tobal y Rannelys Trujillo Gort.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%