Crecen rumores de asaltos y robos en el puente de San Luis en Matanzas

“¿Qué otros incidentes deben suceder para recibir una respuesta oportuna y rápida?”

El puente de Sánchez Figueras, conocido como el de San Luis, tiene 52 metros sin alumbrado y los vecinos temen ser asaltados al pasar por allí. (Foto: JC Castro-Flickr)

Entre los vecinos del barrio Pueblo Nuevo, en Matanzas, crece el miedo ante rumores de violaciones a mujeres, robos, asaltos e incluso asesinatos ocurridos en la oscuridad del paso elevado sobre el río San Juan, que conecta con el centro de la ciudad.

El puente de Sánchez Figueras, conocido como el de San Luis, tiene 52 metros sin alumbrado. Pocos se atreven a pasar por entre sus columnas en horas de la noche o la madrugada por miedo a que les ocurra algo.

Según la revista Alma Mater, hace poco colocaron bombillas, pero la luz duró menos de dos semanas. “Cuántos hechos lamentables pueden ocurrir entre las, escaleras o barandas de la centenaria construcción civil, ubicada, además, sobre aguas algo profundas y para nada cristalinas”, cuestionó la citada publicación.

De igual forma, recordó a las autoridades locales que “vecinos de la zona se han hecho eco de sucesos que reflejan robos planificados, en los que la noche se muestra como el escenario ideal”. Por ello preguntó “¿qué otros incidentes deben suceder para recibir una respuesta oportuna y rápida? ¿Por qué dejar que un sitio icónico se convierta en semejante despropósito?”.

En las últimas semanas, Matanzas ha sentido el incremento de la inseguridad en sus calles y los robos, incluso a plena luz del día. El teniente coronel Frank Villalobos González, jefe del sistema de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) en ese territorio, informó a la prensa oficialista que solo en los primeros 20 días del pasado mes de enero se reportaron alrededor de 40 incidencias diarias.

Un informe divulgado durante la reunión del Consejo Provincial del Poder Popular (CPPP), reveló además que esos delitos se han incrementado en un 14% con respecto a 2020. El hurto y sacrificio de ganado son los más frecuentes.

“Creo que si atendemos mejor a vulnerables, nos preocupamos más por la población que no trabaja y ofrecemos mejoras en consejos populares más desfavorecidos, entonces eliminamos algunas de las raíces del problema”, aseguró Liván Izquierdo Alonso, primer secretario del Partido Comunista de Cuba (PCC) en Matanzas. En ese momento, también se criticó el trabajo realizado por el grupo de control de la legalidad, responsable de exigir y controlar la seguridad y protección.

TOMADO DE PERIODICOCUBANO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%