Casi 300 migrantes haitianos quedan varados en Cuba y las autoridades los repatriarán

Las autoridades cubanas y la Cruz Roja confinaron a los haitianos, entre los que hay 56 niños.

Ileana Fuentes, secretaria de la Cruz Roja en Ciego de Ávila, en el albergue donde están los migrantes. INVASOR

Al menos 292 migrantes haitianos que iban en una precaria embarcación en dirección a Estados Unidos y desviaron su ruta por las corrientes marinas llegaron a la costa norte de Ciego de Ávila sin agua ni comida, reportó el jueves el periódico oficial local Invasor.

Según ese reporte, durante cinco días los migrantes «estuvieron en el agua y aún sin creerse náufragos debieron haber navegado unas 400 millas, hasta terminar recalando en costas avileñas, necesitados de agua y comida».

Las autoridades cubanas y la Cruz Roja confinaron a los haitianos, entre los que hay 56 niños, en la antigua escuela al campo Ceballos 8, que se encuentra en restauración para ser convertida en 73 viviendas.

De acuerdo con Invasor, previamente el grupo recibió atención médica, incluidas las pruebas para la detección del Covid-19 y el paludismo.

«Allí se les ofrece desayuno, almuerzo, comida y meriendas. Tienen aseo, sábanas, toallas, agua, servicios médicos y se coordinan otras acciones para garantizar el bienestar», dijo al periódico Ana Francisco, vicegobernadora de la provincia.

No obstante, el propio artículo asegura que varios trabajadores de la Cruz Roja local fueron movilizados con antelación para barrer y preparar la instalación, que había servido como albergue para personas sospechosas de contagio de Covid-19 meses atrás. 

En octubre de 2021, el diario oficial Granma había hecho propaganda con la «esmerada atención» que se ofrecía esos migrantes en Guantánamo, donde entre 2001 y 2021 han llegado más de 4.000 haitianos, según cifras oficiales. 

Ello contrasta con el trato que reciben muchos de los cubanos que intentan salir de Cuba por la misma vía con destino a EEUU, y que una vez repatriados a la Isla son procesados, a menudo advertidos o fichados por el aparato de seguridad. En esos casos, la prensa oficial nunca recoge el testimonio de los migrantes.

El reporte de Invasor precisó que entre los haitianos ahora socorridos hay uno, llamado Peterson Lyam, que en octubre pasado quedó varado junto a otro grupo de compatriotas en Ciego de Ávila y fue retornado a su país de origen.

«Tras su segundo intento no niega que habrá un tercero ni lo afirma, tampoco. Solo dice que ‘Haití está malo’ y que ‘el mar también está malo'». 

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%