Detalla que la falta de pago entorpece la producción y su trabajo, por lo que se traduce en falta de alimento para su familia.

Campesinos trabajan en Cuba

Cuatro meses han pasado desde que el campesino holguinero Juan Abel Fernández denunció ante medios castristas la falta de pago por parte de la Empresa de Ganado Menor (Egame), a quien le vendió 32 cabezas por un monto de 25 mil pesos cubanos el 13 de diciembre de 2019. Ya entrando a noviembre de 2020, y a casi un año, la deuda aun persiste. Pese a que el llamado de atención fue publicado el 23 de julio en el diario oficialista Juventud Rebelde, a la empresa comunista poco le importa cumplir con su compromiso financiero.

El campesino holguinero vuelve a recurrir al medio estatal para informar que ha sido “peloteado” por el director provincial de la Empresa. “Además, quiero añadir que el representante de la misma Empresa en el municipio de Calixto García, quien ejerció la compra, en estos momentos se encuentra en su casa separado de la entidad por posible delito de corrupción”.

Asegura que el día que se efectuó la venta de las cabezas, se encontraban presentes el jefe de producción de la Empresa y otros trabajadores, pero teme que la actual situación judicial del directivo dificulte aún más el pago de su trabajo. La respuesta del director fue que debe esperar a que pase la auditoría que pesa bajo su nombre “para ver por dónde le van a pagar”.

Campesino en Holguín.

El campesino holguinero afirma que no “entiende” tanto protocolo, ya que cuenta con la factura original que certifica la venta. “¿por qué tengo que esperar a que llegue un juicio y pase una auditoría para que me paguen algo que es mío, y ya llevo casi un año en la espera?”, se pregunta el productor intentando obtener respuesta de parte de un régimen que se hace llamar “humanista”.

Detalla que la falta de pago entorpece la producción y su trabajo, por lo que se traduce en falta de alimento para su familia. “Y parte del sostén económico de mi familia entra por esa vía. Yo siempre garanticé las ventas correspondientes dando cumplimiento al contrato con esa entidad”, detalla.  El redactor de la denuncia en Juventud Rebelde afirma que siente “vergüenza ajena” de que este tipo de situaciones se den en la Cuba comunista.

Tomado De Cubanosporelmundo

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.