Cadena perpetua para el autor de la masacre en una escuela de Parkland, Florida

Las familias de las víctimas consideran que no se ha hecho justicia ante el tiroteo más mortífero en una escuela secundaria de EEUU.

Nikolas Cruz en el juicio por la masacre de Parkland, Florida. CNN

Nikolas Cruz, el autor de la masacre en una escuela de Parkland, Florida, en 2018, será sentenciado a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional, por el asesinato de 17 personas. De esta forma, Cruz evitará la pena de muerte.

El canal de televisión CNN, explica que «para un veredicto de sentencia de muerte contra Cruz, la decisión de los jurados debía ser unánime, según exigen las leyes estatales».

El jurado determinó que los factores agravantes que presentaron los fiscales estatales no superaron las circunstancias atenuantes: algunos aspectos de la vida y educación de Cruz que, según sus abogados defensores, justificaban la cadena perpetua en lugar de la pena de muerte, indica CNN.

A pesar de la recomendación del jurado, ello no significa una sentencia formal. La jueza de circuito de Broward, Elizabeth Scherer, emitirá el fallo oficial contra Cruz en una audiencia el próximo 1 de noviembre. CNN explica que, bajo la ley de Florida, la jueza no puede apartarse de la recomendación del jurado.

El 14 de febrero de 2018, Nikolas Cruz, que entonces tenía 19 años, disparó dentro de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas en Parkland, Florida, y mató a 17 personas, entre alumnos y maestros.

Cruz había estudiado en esa escuela y había sido expulsado por razones disciplinarias.

El 20 de octubre de 2021, Cruz se declaró culpable de 17 cargos de asesinato y 17 cargos de intento de asesinato. El hecho se considera el tiroteo más mortífero en una escuela secundaria en la historia de Estados Unidos.

En su declaración de culpabilidad, Cruz mostró arrepentimiento: «Lamento mucho lo que hice, tengo que vivir con eso todos los días. Y si tuviera una segunda oportunidad, haría todo lo que esté en mi poder para tratar de ayudar a los demás, y sé que no me creen, pero tengo que vivir con esto todos los días».

A pesar de que los fiscales pidieron al jurado la pena de muerte para el atacante, bajo el argumento de que «su crimen fue especialmente atroz y cruel», los abogados defensores insistieron en la cadena perpetua señalando que «Cruz sufrió durante toda su vida de trastornos mentales y retrasos en el desarrollo».

Los abogados defensores presentaron pruebas y testigos que afirmaban que la madre biológica de Cruz consumía drogas y bebía alcohol mientras estaba embarazada de él. 

Las familias de varias víctimas manifestaron su inconformidad con la cadena perpetua. Fred Guttenberg, el padre de Jaime Guttenberg, de 14 años, dijo: «Hay 17 víctimas que no recibieron justicia hoy. Este jurado les falló a nuestras familias. Esta decisión de hoy solo hace que sea más probable un próximo intento de tiroteo masivo».

Por su parte, Tony Montalto, padre de Gina Montalto, de 14 años, afirmó: «Él presionó el cañón de su arma contra el pecho de mi hija, ¿y eso no pesa más que el hecho de que el pobrecito, cualquiera que sea su nombre, tuvo una crianza difícil? La sociedad tiene que mirar y revaluar quién y qué es realmente una víctima. No todos son víctimas».

Los padres de Alyssa Alhadeff, de 14 años, manifestaron su «decepción» por la recomendación del jurado, y cuestionaron el propósito de la pena de muerte en el sistema legal de Florida si esta no se aplica al caso del autor de un tiroteo masivo.

TOMADO DE DIARIODECUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

%%footer%%