Cabellos, cartón y trozos de sal: así comercializan la gaceñiga en Matanzas

  • Categoría de la entrada:Cuba / Matanzas
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Además de excrementos de ratones y ratas, insectos como cucarachas o moscas, ahora los cubanos también se encuentran con cabellos humanos, trozos de cartón y sal, adentro de panes y dulces que comercializa el régimen

A la escasez de materia prima para la elaboración de panes y dulces, y a la poca higiene en la producción de estos alimentos, ahora se le suma la falta de cuidado, porque ya no es solo que aparezcan restos de excrementos de ratones y ratas, o insectos como cucarachas o moscas, sino que los clientes también se encuentran con cabellos humanos, trozos de cartón y sal adentro de estos productos.

Cuenta de ello da una publicación que en su perfil de Facebook realizó este viernes 14 de mayo el usuario que se identifica como Carlos Macias Lopez.

En el post se explica que el incidente ocurrió el poblado matancero de Jovellanos, donde «la gastronomía local está ofertando estos trancabuches, al ‘módico precio’ de 49 CUP», escribió Macias en referencia a una gaceñiga que compró y que para su sorpresa tenía en el interior cabello humano y trozos de cartón.

«Además de las habituales piedras de bicarbonato y los desagradables terrones de sal, ahora también podemos encontrar cabellos humanos, restos de cartón y, hasta etcétera», afirmó. 

Asimismo este cubano señaló que «llevarte a la boca un trozo de gaceñiga, es todo un enigma, pues no tienes la menor idea de con qué te vas a tropezar», algo que en Cuba no es exclusivo de este dulce y que está presente a lo largo y ancho de la geografía nacional, como si formara parte de los ingredientes de este tipo de elaboraciones.

Hace apenas unos día, José Batista Falcón, quien es miembro de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) y ex prisionero político y de conciencia, denunció a través de su cuenta de Twitter que el pan de una panadería de La Habana, ubicada en las calles Monserrate y Empedrado, en el municipio Habana Vieja, tenía cucarachas y huevos de cucarachas en su interior e incrustados en su corteza, algo que podía apreciarse en unas imagen que el activista compartió en su publicación. 

«Buenas tardes queridos amigos, esto que ven aquí son cucarachas y huevos de cucarachas que venían en el pan de hoy en la panadería de Bellas Artes en la Habana Vieja, situada en Monserrate y Empedrado. Eso fue hoy 10 de mayo a las 4:45 pm. Ese es el pan Liberado de 2 pesos», escribió el activista en su cuenta de Twitter.

Sin lugar a dudas algo está ocurriendo en Cuba con la elaboración de este tipo de alimentos, algo que va más allá de la falta de recursos, y que afecta directamente a la población.

TOMADO DE ADNCUBA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.