La víctima fatal respondía al nombre de Raúl Torres Sarmiento residía en el reparto Bambám

Al cubano le propinaron más de 30 puñaladas

La violencia en Cuba sigue enfatizándose mientras las autoridades reprimen a quienes tienen pensamiento adverso al régimen, en vez de resguardar y proteger a la ciudadanía. Este fin de semana, un joven cubano de 23 años, fue asesinado a puñaladas en Santiago de Cuba.

Según la información aportada por el coordinador general de Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) José Daniel Ferrer; la víctima fatal respondía al nombre de Raúl Torres Sarmiento residía en el reparto Bambám.

Al momento en el que el joven cubano recibió las puñaladas, se encontraba en una fiesta juvenil, conocidas en la ciudad como “Pumpum”, en el reparto de Vista Hermosa.

Testigos presenciales afirman que al cubano le asestaron más de 30 puñaladas, las cuales se las propinaron al menos una decena de personas, que presuntamente y según fuentes consultadas, pertenecen a una banda delictiva que lleva el nombre “Los Plateados”. Se desconoce el móvil que condujo a los agresores a acabar con la vida de Torres Sarmiento.

La violencia desbordada en Cuba mientras a policía se ocupa de reprimir a los opositores

Este, son los tipos de hechos que, dejan en evidencia una vez más como la violencia está desbordada en Cuba, y ocurren mientras la policía enfatiza la ola de represión en contra de los opositores cubanos.

Las autoridades, que deberían estar a cargo del resguardo y seguridad de la población, lo único que hacen en asediar a los activistas e ir por las calles de Cuba repartiendo multas a diestra y siniestra; mientras que en las comunidades se generan hecho brutales y violentos, donde muchos jóvenes pierden la vida.

Además, ninguno de estos asesinatos son reseñados e los medios oficialista, que solo sirven para hacerle propaganda al régimen.

Tomado De Cubanosporelmundo

Por

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.